Avanza un proyecto para unir la Plaza y la Parroquia Nuestra Señora de la Merced

Surgió a raíz de una idea de la comisión pro restauración del templo. Sobre calle Merced se realizaría una pequeña rampa, se rellenaría la calle y se unirían ambas veredas de manera que se vea una única manzana. "Esa unificación entre ambas cuadras se transformará en un nuevo centro histórico", señaló el arquitecto Jorge Aguilar Ortiz.
Paso a paso avanza la restauración de la Parroquia Nuestra Señora de la Merced. Con el aporte de los fieles en cada misa, el bono donación que la comunidad del templo lleva adelante año a año y la media maratón que se realiza en septiembre, entre otras actividades, se financia la reparación y remodelación del edificio.

"Hace unos meses empezamos a limpiar todos los canales de desagües debido a que estaban tapados y a raíz de eso revisamos el estado de la cubierta, ya que tiene una cerámica y muchas de ellas estaban despegadas, incluso había fisuras en el techo. La consecuencia de no atacar ese problema generaba manchas muy grandes con las últimas lluvias que se ven mirando el frente del altar, sobre la derecha. Ahora detuvimos el agua sobre la cubierta y ya hay signos de que esas áreas se están secando", señaló el arquitecto Jorge Aguilar Ortiz, integrante de la comisión pro restauración de la Parroquia Nuestra Señora de la Merced.

El arquitecto explicó también que con lo recaudado de la rifa del año pasado se pudo terminar la iluminación exterior del templo (ya se habían realizado las escalinatas y las barandas para que acceda la gente mayor o con discapacidades). Esto sin dudas ha logrado transformar a la Parroquia Nuestra Señora de la Merced en una nueva postal de la ciudad porque la iluminación ha resaltado el valor arquitectónico del templo: "Esto viene de un proyecto que hemos consultado con la gente técnica de Phillips y pusimos la luminaria que merece esta obra, resaltando las columnas con mercurio halogenado y el ladrillo con luz cálida rasante", destacó el arquitecto pergaminense.

Entre otras obras realizadas sobre el templo también se restauró la puerta de entrada lateral –esquina Merced y Hermana María Crescencia Pérez- y las puertas de ingreso a la Iglesia: "No estamos alterando para nada el espíritu de los arquitectos que diseñaron y después ejecutaron esta obra. Inclusive cuando se renovaron los pisos de la escalinata y la vereda lateral copiamos la matriz en cuanto al diseño. En estos momentos hemos avanzado con futuras tareas con el padre Juan Domingo Pisoni: sobre calle Florida tenemos pensado hacer un paseo lineal, ampliando la vereda, siempre con el espíritu de unirlo con la Plaza Merced; vamos a hacer banquetas similares a las de la Plaza, con la misma vereda (blanca y negra de canto rodado); y sobre las paredes del templo pondremos unas imágenes para realizar un Vía Crucis exterior. Finalmente en la esquina de Florida y 9 de Julio vamos a hacer una plazoleta de la Virgen, mejorando así la iluminación de ese sector que hoy es muy oscuro", detalló Aguilar Ortiz.

Lo que se viene

La restauración del templo mayor de la ciudad demandará muchos años. Siempre habrá algún sector del edificio para arreglar y los fondos, que como se sabe provienen del aporte de los fieles o bien de las rifas, no siempre son los necesarios.

No obstante la comisión pro restauración de la Parroquia está conformada por un grupo de personas que buscan permanentemente los medios para llevar adelante los arreglos y mejores pertinentes.

En ese sentido Jorge Aguilar Ortiz comentó que él, junto al padre Juan Domingo Pisoni y Juan Carlos Pacífico, siempre compartieron la idea de que como la Iglesia de la Merced es el centro histórico de la ciudad, "en algún momento habría que unirla paisajística y peatonalmente con la Plaza Merced; es decir que en un futuro la ciudad podría tener un gran centro histórico uniendo la manzana de la Iglesia con la manzana de la Plaza. Esto se puede lograr sin acarrear inconvenientes en la circulación vehicular, ya que en otras ciudades como en la Catedral de San Luis lo he visto y funciona muy bien: han hecho una pequeña rampa, rellenaron la calle y unieron ambas veredas de manera que se ve una única manzana. Cuando hablo de unir paisajísticamente ambas cuadras esto implica hacer el riego sobre el verde que rodea la Parroquia, tal vez mejorando la iluminación, buscando una unidad de criterio que llegado el momento se consensuará con la Municipalidad. Inclusive como la Peatonal San Nicolás sigue avanzando en algún momento vamos a terminar con este gran proyecto de la Peatonal que llega hasta la Plaza Merced y finalizaría en la Iglesia. Creo que es una idea simple y que le aportará a la ciudad esa unificación entre ambas cuadras y se transformará en un nuevo centro histórico, que ya lo es, pero lo que haríamos sería unirlo peatonalmente".

Comentá la nota