No avanza el plan de mantenimiento y reparación de los patrulleros varelenses.

No avanza el plan de mantenimiento y reparación de los patrulleros varelenses.
Todo está listo para que asi sea. Los recursos ya están en la Tesorería comunal, pero a la misma vez no hay talleres contratados para la mecánica ligera, tal como lo habia Anunciado la Comisión de Seguridad de la CGERA. El taller central del barrio Altamira está cerrado, por falta de mecánicos. Las huellas del uso se notan en los Corsas, con luces quemadas y golpes en sus carrocerias. El muncipio fija posición.
Ya poco y casi nada se habla de la seguridad en el distrito. Uno de los últimos encuentros oficiales, dado a conocer a los medios de prensa, se llevó a cabo el 4 de Noviembre de 2008, en la Secretaría de Obras y Servicios Públicos municipal. Policías y funcionaros hablaron de necesidades de mayor iluminación en los barrios y desmalezamientos de baldíos. Casi al mismo tiempo (el 11 de Noviembre) la Comisión de Seguridad de la Confederación General Empresaria de la República Argentina, filial Florencio Varela, encabezada por el empresario Marcelo Nanni, anunciaba en Varela al Día el comienzo de una titánica tarea que consistía en la total reparación de los patrulleros viejos y mantener los flamantes Chevrolet Corsa. Decía el señor Nanni:

"Hace un año y medio que venimos trabajando en todo esto, desde la CGERA, y ahora se han incorporado a la comisión de seguridad las cámaras y asociaciones. Esto pasa porque nos ganamos un espacio como auditores y asignadores de los recursos que se van a recaudar para la seguridad policial. (N. de la R: Tasa municipal de Seguridad, estimada en unos 100.000 pesos mensuales) Vamos a participar en la planificación del gasto. Vamos a controlar y vamos a designar, según nos delegaron, los talleres para el mantenimiento de los patrulleros. En el taller de Daniel (Galzerano, titular de la empresa Royal Ambiental y presente en la entrevista) se harán motores de los patrulleros y choques. También estamos trabajando en la creación de un pañol (stock) de herramientas y repuestos con aportes de los empresarios"

Antes de continuar queremos dejar absolutamente en claro que solo hacemos un recordatorio de aquellos dichos y los trasladamos a tres meses, que se cumplirán mañana. El lector puede sacar sus conclusiones.

OTROS DATOS

Este medio averiguó, entre el jueves y viernes de la semana pasada, que no hay talleres contratados para la mecánica ligera de los 32 Chevrolet Corsa, adquiridos en Octubre de 2008, tal como se habia prometido y anunciado. Se sabe que las nuevas unidades cuentan con garantía de fábrica, pero el recambio de una lamparita quemada (muchos Corsas andan con sus luces traseras quemadas) no es parte de la garantía. Tampoco lo son las roturas de faroles, espejos, leves raspones (hay varios patrulleros nuevos que lo demuestran) y hasta un cambio de aceite. Se desconoce si se ejercen controles sobres las unidades, con partes diarios.

En reemplazo del Secretario de Gobierno municipal (de vacaciones) respondió a este diario el subsecretario de Gobierno, pues sabido es que el Director General de Seguridad municipal no da entrevistas periodísticas ni brinda información de las cosas que pasan en su área. Y el momento es preocupante. Andrés Watson se comprometió a dar un informe del estado de los nuevos patrulleros ante nuestro alerta. Dijo que lo habría de averiguar. De hecho no existe. Por los menos los controles que se deben hacer sobre los patrulleros. Se había anunciado, cuando se los entregó, el 31 de Octubre de 2008, la inclusión de GPS en todas las unidades. La CGERA decia en Varela al Día que faltaban comprar 9 radios para los Corsa, pues los móviles se comunicaban con handies. Hoy los patrullero tienen recorridos entre 25.000 y 30.000 kilómetros. Algunas unidades nuevas, con motores comprimidos, están funcionando con nafta común. Se nota claramente cuando arrancan en primera. Los motores pistonean. “En menos de 6 meses, eso motores no sirven más”, dijo a este diario un mecánico conocedor de los Corsa.

TALLER CERRADO

El local que la empresa Royal Ambiental cedió desinteresadamente, en su garaje del barrio Altamira, para que alli se monte un taller de chapa y pintura y mecánica pesada, con la intención de reparar los patrulleros viejos, que pueden tener mas vida útil, hoy está cerrado. Se supo que en su interior hay una camioneta Trafic, la que se iba a reparar para ser destinada como Unidad de Traslados de Detenidos. Por el lugar, según empleados de la firma de servicios públicos, hace tiempo que nadie se acerca. Alli se iba a montar un pañol (stock) de repuestos y se iban a invertir 20.000 pesos en herramientas. Si este taller no funciona, menos habrá talleres contratados para la mecánica ligera. Hoy por hoy los capitanes de todas las comisarías de Varela siguen como el año pasado: "Se la pasan mangueando a los mecánicos", dijo un oficial de policía y agregó: "En 6 meses, si no hay manteamiento de los Corsa, no sirven más. Muchos están desalineados y gastan mal las cubiertas. Los mecánicos que tienen que pagar la tasa de seguridad, como todos los vecinos, ya ponen muchas excusas para no dar un mano”

El funcionario Watson respondió sobre este tema: "El secretario de Economía me dijo que todavía no ingresó el dinero de la tasa del mes de Enero. Hay vencimientos en el último día de enero. Por lo demás, vamos a impulsar medidas para que se cumpla lo prometido. Es una picardía que haya patrulleros que se estén cayendo por falta de mantenimiento"

Como siempre decimos, estas páginas están abiertas para esclarecen los hechos. Los patrulleros nuevos, están a la vista de todos los contribuyentes y vecinos.

Comentá la nota