La CGT avaló el proyecto sin el apoyo de los grandes gremios

La CGT avaló el proyecto sin el apoyo de los grandes gremios
Fue una jugada personal de Moyano, que actuó en sintonía con la Casa Rosada.
Sin el aval de los sectores enfrentados con su conducción, y en una jugada que tiene la impronta de su estilo "personalista", el secretario General de la CGT, Hugo Moyano, encolumnó ayer a los más de sus 30 gremios aliados a respaldar el proyecto de Ley de Radiodifusión que el Gobierno envió al Congreso.

En una reunión acotada de Consejo Directivo por la ausencia de "gordos" e "independientes", y sin previamente haberlo establecido en el temario de la convocatoria, la CGT a través del líder de Dragado y Balizamiento, Juan Carlos Schmidt indicó en conferencia de prensa: "El Consejo Directivo en pleno le dio su respaldo a la iniciativa del Ejecutivo para enviar al parlamento la discusión de la ley de radiodifusión y de medios audiovisuales, que ha venido precedida de un trabajo muy extenso a través de lo que se llama la Coalición Democrática para la libertad de expresión".

Del lado de los enemigos de Moyano este respaldo en nombre de la central obrera fue un nuevo impacto que dividió las aguas.

Uno de los "gordos", donde están representados los grandes gremios, indicó que no van a "hablar públicamente sobre este tema", porque su intención "no es meterse en una pulseada en la cual el Gobierno lleva todo a extremos de blancos y negros".

"Es similar al campo, no nos vamos a sumar a la división entre los buenos y los malos que pretende Kirchner", indicó otra fuente.

Según uno de los dirigentes consultados, imaginaban que en la sesión de Consejo Directivo de ayer iba a existir una mención al controvertido tema. "Fue sugestivo que nos inviten con 24 horas de antelación, sabían que no íbamos a ir y por eso introdujeron este tema. Fue una reunión con la impronta de Moyano y seguramente por un pedido explícito de Kirchner", agregó otro de los enemigos internos del camionero.

En torno a la ley, Schmidt señaló que el beneficio que van "a tener los trabajadores y ciudadanos de este país con la ley de radiodifusión es acceder con libertad a la información que debemos tener todos los argentinos".

Para el sindicalista, a partir de la propuesta de la Casa Rosada en materia de medios "vamos a tener la posibilidad de poder expresarnos en un tema tan vital como es el derecho a libre información, el derecho a la diversidad, a la pluralidad y fundamentalmente a que sea un espíritu federal el que domine la ley hoy".

En esa línea ya se había manifestado el propio Moyano, quien de todos modos trabajó para que la CGT en su conjunto respalde la iniciativa para que sea "tratada por este Congreso", y no los legisladores elegidos el 28 de junio.

Días atrás el camionero había dicho que "esto que dicen que el gobierno quiere controlar los medios es una idea de las grandes empresas monopólicas y oligopólicas que se resisten a esta nueva ley después de haber obtenido pingües ganancias; esos son los que se oponen".

La CGT díscola que comanda Luis Barrionuevo, la "Azul y Blanca" ya se había pronunciada en contra del proyecto oficial.

Entre otras cosas, indicó la semana pasada que el proyecto "viola los principios constitucionales que consagra el artículo 32, que lesiona y hostiga la libertad de prensa en un intento de debilitamiento, manipulación y cercenamiento de la libertad de información de los ciudadanos".

Comentá la nota