Autorizan al Instituto de Vivienda a contraer préstamos hasta 420 millones de pesos

En su última sesión del 2008, la Cámara de Diputados sancionó la ley que otorga autorización al Instituto Provincial de Desarrollo Urbano y Vivienda de la Provincia a contraer empréstitos de la Administración Nacional de Seguridad Social (ANSES), por hasta la suma de 420 millones de pesos cuya amortización se efectuará en un plazo de quince años, con dos años de gracia para el vencimiento del capital.
El texto aprobado (cuyo dictamen fue suscripto por los presidentes de los bloques Justicialista Ricardo Sánchez, Alianza Eduardo Siri, Frente Grande Daniel San Cristóbal y Libres del Sur Carlos Martínez, constituida la Cámara en Comisión), consigna que el endeudamiento dispuesto se destinará a financiar la construcción de viviendas, en el marco de los Programas que implemente la Subsecretaría de Vivienda de la Nación y de las facultades otorgadas al Ipduv por ley.

Asimismo, la devolución del crédito autorizado será garantizada con el recupero de las cuotas de amortización de las viviendas que se construyan, y subsidiariamente con los fondos provenientes de la cuenta denominada Foprovi, conforme las previsiones y facultades de la Ley 4368.

En tal sentido, se autoriza al Instituto Provincial de Desarrollo Urbano y Vivienda a realizar las gestiones y a suscribir los acuerdos necesarios para la obtención del empréstito, así como a acordar las modificaciones que fueran necesarias para adecuarlas a las condiciones sustanciales del crédito.

La localización territorial de las viviendas que el Ipduv construya en el marco de la presente ley, deberá distribuirse entre todos los municipios de la provincia en forma equitativa, de acuerdo a la demanda habitacional y densidad poblacional, de conformidad a los criterios definidos en las leyes 2194, 4368 y concordantes, excepto que renuncien a dicha localización. La distribución final se establecerá con la intervención previa de todos los Municipios, representada por los Intendentes, mediante la firma del correspondiente convenio.

La iniciativa impulsada contó con las firmas de los diputados justicialistas Oscar Raffin, Basilio Kuzmak, Juan Chaquires, Julio Lorenzo, Ricardo Sanchez, Martín Nievas y Elda Insaurralde y el despacho elaborado contó con el voto afirmativo de 22 legisladores y la solicitud de su permanencia en cartera de la diputada Alicia Terada.

En los fundamentos, dejaron claro que “la gran demanda habitacional requiere utilizar medios alternativos de financiamiento para generar los distintos programas que den respuestas a la demanda habitacional y de urbanización, el sistema financiero bancario no llega a cubrir la demanda de los distintos grupos de familias chaqueñas y es necesario que el Estado genere las fuentes de financiación que permitan dar soluciones y alternativas a todos los ciudadanos que la requieran”.

“Son muchos los trabajadores y trabajadoras que podrían pagar una cuota mensual para acceder a sus vivienda digna y que hoy están fuera de los programas habitacionales vigentes. Esta herramienta que pone a disposición el Anses permitiría al Ipduv generar los programas para ofrecer y cubrir esta demanda”, aseguraron.

Comentá la nota