La autopsia no prueba que el empresario periodístico se haya suicidado

El abogado Marcos Maidana, representante de la familia de Hernán González Moreno, el empresario correntino que fue hallado muerto el viernes pasado, sostuvo que en la autopsia no se halló rastros de pólvora en sus manos, por lo que estimó que el joven "no se suicidó".
"No se encontraron restos de pólvora en sus manos", sostuvo el letrado, en declaraciones radiales, por lo tanto, dijo, "científicamente podemos afirmar, con seguridad, que González Moreno no se suicidó".

González Moreno, de 28 años, era el propietario de "Negocios Correntinos", firma a la que pertenece la "Agencia Corrientes", un portal de noticias vinculado al gobierno.

El abogado remarcó que el joven era "un emprendedor con una potencialidad enorme, muy activo" y destacó que "sus características personales no encajaban en el perfil de una persona que quería suicidarse".

Pertenecía, dijo, a una "familia muy tradicional de Corrientes, poseía fortunas familiares importantísimas, (porque son) dueños de establecimientos ganaderos en la zona de Goya".

Maidana negó que exista una carta del muchacho explicando su final, pero remarcó que "lo que existen son llamados telefónicos de cuatro celulares que se encontraron en el auto".

"Estamos esperando que sean sometidos a pericias", dijo, tanto esos celulares como "los emails, como imágenes, fotos y videos que haya podido recibir", aunque luego aclaró que a uno de esos teléfonos móviles le faltaba el chip.

Estos elementos, remarcó, "son pistas muy importantes que podrían determinar una pista investigativa" en torno de la muerte del empresario.

Maidana confirmó que "Negocios Correntinos" tenía "contrato con el gobierno de la provincia de Corrientes para la distribución de las pautas publicitarias oficiales". Respecto de esto, negó que esa empresa manejara 30 millones de pesos del Estado y explicó que esa cifra surgió porque la "Constitución de Corrientes determina que se puede gastar el uno por ciento del Presupuesto provincial en publicidad oficial", pero ese monto "está destinado también para otras cosas como por ejemplo las licitaciones que se publican todas las semanas en diarios de Buenos Aires".

"Es mucho menos lo que seguramente pasaba por sus manos, pero no puedo decir cuánto", manifestó, aunque reconoció que González Moreno "tenía una denuncia penal por ese tema", a la vez que resaltó que la actividad de "Negocios Correntinos" se encuentra "dentro de la legislación vigente. Era perfectamente legal la actividad que él desarrollaba", manifestó.

Por otra parte, consideró que el director de Información Pública de Corrientes, José Luis Zampa, uno de los primeros en llegar al lugar donde fue hallado el cuerpo del empresario "tiene un problema", al no haber dado aviso a la "policía de la zona del departamento de Goya y presentarse él con la custodia del gobernador en el lugar del hecho".

El cadáver, recordó, "lo encuentran empleados de la Agencia" que dedujeron dónde se encontraba por los dichos del empresario momentos antes en llamadas telefónicas a sus amigos.

En esas llamadas, señaló Maidana, "decía que estaba amenazada su vida y la vida de sus hijos, que lo habían quebrado emocionalmente, que se sentía acorralado y que había elegido eliminarse él para salvar a sus cachorros, como les llamaba" a sus niños.

Finalmente, el abogado reconoció que aún no se han encontrado amenazas "porque no se han realizado las desgrabaciones de los teléfonos, que es algo que estamos pidiendo", destacó.

Comentá la nota