El aumento en el monotributo afectaría a más de 100 mil mendocinos

Además, se crearían nuevas categorías. Desaparece el aporte eventual.
El proyecto presentado por el Gobierno nacional al Congreso para que se modifique el régimen monotributista puede impactar fuertemente en Mendoza. Según las cifras con las que cuenta la delegación local de la Administración Federal de Ingresos Públicos (AFIP), en la provincia hay 106.679 personas que son monotributistas activos. Todas ellas deberán afrontar un aumento en sus aportes.

Esa no es la única modificación, ya que, según explicaron desde el órgano gubernamental, se amplió el espectro de aportes y se crearon nuevas categorías con el fin de captar a más personas que quieran figurar bajo este régimen.sanción y nuevo esquema. Según explicó la jefa de Capacitación de la Dirección Regional Mendoza de la AFIP-DGI, Gladys Valles, en caso de que la norma enviada por el Ejecutivo nacional sea aprobada y aparezca en el Boletín Oficial en diciembre, el nuevo sistema entrará en vigencia a partir del 1 de enero.

Esa cuenta es importante, ya que, según admitió Valles, la medida afectará a una cantidad masiva de contribuyentes, que en Mendoza son más de 106.000.

Valles explicó que el aporte de los monotributos se estructura en tres partes. La primera es el componente impositivo, que no sufrió aumento, sino que sigue siendo de manera creciente según la categoría; en tanto, los ítems que sufrieron aumentos son los aportes jubilatorios y la obra social.

Es decir que, en el caso de las personas que aportaban el mínimo, que consistía en 135 pesos y una obra social de 46,75 pesos, deberán abonar ahora 110 de aportes y 70 pesos para tener una cobertura de salud, mientras que el aporte impositivo se mantiene en 33 pesos.

Esto provoca que el aporte de aquellas personas que estén contempladas dentro del mínimo pase de 114,75 a 213 pesos, lo que implica un aumento de 85 por ciento.

No obstante, para Valles, "el aumento en valores absolutos no es mucho, hay que analizar el costo para tener una buena obra social o para tener el beneficio jubilatorio".

Sin embargo, la funcionaria admitió que si en lugar de medir esos aspectos se toma en cuenta el impacto, este, en las cuotas bajas, "es mucho" a diferencia de la cuota actual más alta, donde el porcentaje de aumento es menor, ya que se pasa de 587 a 685 pesos.

Por otro lado, Valles explicó que se contempla la creación de tres nuevas categorías con el fin de incentivar el registro de empleados.social. La funcionaria explicó también que se amplía la cifra total de la facturación anual en aquellos que están bajo servicios, locación o profesionales. Anteriormente contemplaba que el monto anual permitido era de 72.000 pesos, mientras que ahora será de 200.000 pesos.

En tanto que el resto de las actividades también tendrá un incremento, que llegará hasta los 300.000 pesos anuales, mientras que actualmente es de 144.000. Todo esto con el fin de captar a más contribuyentes.

Por otro lado, para aquellos que sea imposible pagar 213, está contemplada la creación del régimen de inclusión social y protección del trabajo independiente.

Según Valles, quienes figuren en este régimen podrán optar por pagar o no la obra social, y tanto el aporte impositivo como el jubilatorio podrían tener una disminución, que deberá definir la reglamentación del proyecto.

Comentá la nota