El aumento de los estatales será de 150 pesos para cada uno

Así lo adelantó el ministro de Economía Jorge Jiménez luego de que el gobernador José Alperovich admitiera que la provincia deberá hacerse cargo de la suba con fondos propios.

Las dificultades financieras que viene soportando el Gobierno provincial como consecuencia de la merma en la llegada de fondos coparticipables desde la Nación podrían agudizarse en los próximos meses.

El gobernador José Alperovich confirmó en la mañana de ayer que el Poder Central no enviará fondos a Tucumán para afrontar el aumento salarial del 15 por ciento otorgado a los empleados públicos.

Esta decisión obligará a la Provincia a utilizar recursos propios para el pago de esa mejora, que se debería aplicarse a partir de junio próximo, lo cual dificulta la posibilidad de que se otorgue un incremento superior al mencionado, como reclaman los gremios locales.

Las cuentas de Jiménez

Según estimaciones del ministro de Economía, Jorge Jiménez, la suba salarial del 15 por ciento implicará un desembolso de aproximadamente 400 millones de pesos anuales (actualmente, la planilla estatal alcanza un monto de 2.800 millones). Pero la intención del gobierno provincial sería aumentar un 15 por ciento la masa salarial total y otorgar una suma fija de 150 pesos a todos los agentes estatales. De otra manera, con el sistema porcentual se perjudicarían los agentes de las categorías más bajas (la enorme mayoría por otra parte).

Según se especula, 60 pesos podrían incrementarse en los salarios básicos y los 90 pesos como suma no remunerativa.

En declaraciones a la prensa, mientras supervisaba obras en la Capital, Alperovich informó que "la Nación no va a dar dinero para este aumento", tras lo cual aclaró que "habrá que afrontarlo con fondos propios. Es decir que nos está llegando mucho menos dinero, y a su vez la población nos está pidiendo un mínimo", acotó.

Tras informar que los ministros de Gobierno, Edmundo Jiménez, y Economía, Jorge Jiménez, serán los encargados de llevar adelante las negociaciones salariales con los sindicatos durante los próximos días, el Gobernador señaló que el aumento "será desdoblado en dos partes: un 7 por ciento a partir de junio y el 8 por ciento restante en septiembre".

Sobre los alcances del incremento, Alperovich indicó que beneficiará "a todos los estatales, municipales y policías, además de salud y empleados de las comunas", al tiempo que aclaró que "lo único que no contempla son los maestros, que ya tuvieron aumento (acordado en marzo último)".

Mensaje a los gremios

El Primer mandatario tucumano reiteró su preocupación por la disminución del envío de fondos coparticipables a la Provincia. "Este mes, de acuerdo a lo presupuestado por la Nación, van a llegar 35 millones de pesos menos de coparticipación federal", precisó; tras lo cual dejó entrever que no está dispuesto a otorgar un aumento mayor al 15 por ciento a los estatales.

"Mi responsabilidad como gobernador es que tiene que haber enfermeros en los CAPS, tiene que haber remedios, tiene que haber dentistas, tiene que haber educación y pavimento como me está pidiendo la gente", justificó.

Y para que no queden dudas de su mensaje a los gremios agregó:

"¿Saben lo que pasaría en Tucumán si no pagáramos los sueldos en tiempo y forma? (por dar un aumento superior al que pueda afrontar el Estado)", se preguntó por último.

Inseguridad

Ya ingresando en el terreno de la campaña electoral, el Gobernador y candidato a senador suplente del Frente para la Victoria salió al cruce de la propuesta efectuada por dirigentes de Fuerza Republicana para combatir la inseguridad con la presencia de las fuerzas armadas en las calles. "A la inseguridad se la baja, además de poner mas policías, con más salud, con más trabajo, con más educación, con menos pobres, con menos indigentes, esa es la arma más fuerte", disparó.

Por otro lado, afirmó que su "aspiración de máxima este año es que los tucumanos no sientan los efectos de la crisis. Ese es el gran desafío; me estoy sentado sobre la caja; las obras siguen, seguimos con pavimento, la reparación de CAPs o ambulancias nuevas, todo es importante. De qué me serviría ganar la elección si al día siguiente no hay para pagar sueldos, que no haya remedios en los CAPS", insistió.

Dijo que esto directa relación con tema sueldos, y dijo "Yo sé que hubo aumento en los precios, pero hay que dar aumentos en la medida de lo que tenés".

Más anuncios

Alperovich también habló con la prensa respecto a la marcha del plan para la producción del etanol de caña de azúcar, que a partir del año próximo deberá incluirse (en un porcentaje del 5 por ciento) en la fabricación de naftas, en cumplimiento de la Ley de Bioetanol. "Sí ó sí debemos preparar etanol para el 2010 porque hay que mezclarlo con las naftas y el etanol sale de la caña de azúcar; la mayoría de los ingenios están preparando los proyectos, pero hay que presentarlos en tiempo y forma para lograr el financiamiento necesario a través de la ANSES", explicó. Por otro lado, Alperovich advirtió sobre las dificultades que se presentaron en la ejecución de las obras del Hospital del Este, debido a una variación de costos.

"Vamos a ir a visitar al hospital del Este donde hay un gran avance, pero hay una diferencia de precios que hablé con los directivos", señaló, tras lo cual precisó que la brecha entre lo inicialmente presupuestado y lo que hoy pretende la firma constructora alcanza los 5 millones de euros entre los costos estimados en la licitación y los costos actuales. "Esperamos que la Nación nos ayude y que no se paralice la obra", concluyó.

Comentá la nota