Con el aumento de los combustibles, subieron los montos de las multas

Con el aumento de los combustibles, subieron los montos de las multas

El segundo jefe del Cuerpo de Tránsito, comisario Alfredo Aráoz, explicó cuáles son las faltas consideradas más graves y las sanciones que se les aplica.

Con el más reciente aumento del precio de la nafta, también se registra automáticamente un incremento en el monto que se debe pagar de multas por faltas de tránsito cometidas en la ciudad, que se rigen justamente por el costo del litro de nafta súper.

Así, la multa por una falta considerada grave ahora puede alcanzar los 4 mil pesos si no se realiza el pago voluntario previo, que reduce la sanción casi a la mitad.

Este es el dato que brindó a La Mañana el segundo jefe del Cuerpo de Tránsito de la Policía de la provincia, comisario Alfredo Aráoz, quien señaló que el código de procedimiento definido por ordenanza, a su vez en concordancia con la Ley Provincial de Tránsito y su correspondiente normativa nacional, se actualizó a partir del lunes 9 de enero, ajustándose al precio del litro de nafta súper.

Dijo que hay para una misma infracción montos máximos y mínimos, siendo este último el que corresponde por convenio al pago voluntario en la Policía. Pasados 30 días, se remiten las actas de infracción a la autoridad correspondiente y las Licencias de Conducir y la sanción ya será por el monto total. A las faltas graves, según nueva normativa, se las sanciona también con la retención de la Licencia.

Costos

Las sanciones más altas corresponden a conducir alcoholizado o, si posteriormente lo certifica un médico, también bajo efectos de drogas y cruzar el semáforo en rojo. Quien incurra en esas faltas deberá pagar de multa 180 litros de nafta súper, que hace un costo de $3.750 a $4.500. “Abonando en la Policía, sería unos $2.500 o $2.700”, acotó Aráoz.

A continuación, se encuentra la falta de casco al conducir una moto, cuya sanción subió de $550 a $1.072 el monto mínimo, alcanzando a $1.300 si se paga en el Tribunal de Faltas. El comisario aclaró que si el motociclista o el acompañante no tienen el casco, se retira el vehículo de circulación y se retiene la licencia. Si, en cambio, lleva el casco mal colocado o colgado del manubrio, se labra el acta, pero una vez que el conductor se colocó la protección, puede seguir camino.

Coment� la nota