El aumento del gas apuntaló la inflación bahiense.

En los primeros tres meses de 2009, los precios minoristas acumulan una suba del 6% y se proyecta una suba en torno al 15% para todo el año.
Un fuerte impulso registraron los precios minoristas durante el mes de abril. El Indice de Precios al Consumidor (IPC) aumentó casi un 2% con respecto a marzo y un 18% en relación a igual mes del año pasado. Las principales subas fueron ajustes de naturaleza estacional y actualización en servicios residenciales.

La inflación acumulada en el primer cuatrimestre del año asciende al 6% y se espera que la suba anual se ubique en torno al 15%, según proyecciones del Centro Regional de Estudios Económicos de Bahía Blanca-Argentina (CREEBBA).

El capítulo con mayor incidencia en el mes de abril en Bahía Blanca fue Indumentaria, con un incremento del 3,2%, impulsado por las alzas de precios en artículos de la nueva temporada. Las variaciones por rubros fueron las siguientes: servicios de confección y reparación 6,7%, ropa exterior 4,7%, calzado 3,2%, ropa interior 1,2%, telas 1,1% y artículos de marroquinería 0,8%.

En segundo término se posicionó Vivienda, con un aumento general de 2,9%. En este caso fue el rubro servicios el que mayormente incidió, aportando cinco puntos a la inflación del mes. Más concretamente, se imputó al período de ajuste en el cuadro tarifario del gas, en donde se incorporó el cargo adicional específico dispuesto en el decreto 2067/2008, destinado a financiar la importación de gas y a compensar la quita de subsidios al sector.

De este modo, la categoría servicios sanitarios y gas tuvo una variación del 22% y fue uno de los factores que contribuyó a prácticamente duplicar la inflación mensual. En forma complementaria, los materiales de construcción se elevaron 0,7%.

Equipamiento del hogar avanzó un 2,9%, en virtud de las subas en servicios para el hogar (6%), muebles (5,4%), menaje (1,8%), artículos de ferretería (1,6%), artefactos domésticos (1,3%), blanco y accesorios de decoración (1%) y productos de limpieza (1%).

Salud presentó una variación general del 2,3% durante abril, impulsada por el rubro servicios para la salud, que se elevó un 4,6%, en tanto que los servicios médicos y odontológicos verificaron un ajuste del 4,5%. En menor medida operaron los elementos de primeros auxilios y los medicamentos, con alzas respectivas del 4% y 0,9%.

Transporte y comunicaciones constató un incremento del 2,1%. El rubro mantenimiento de vehículos lideró las subas, con una variación del 2,6%. En particular, los servicios de seguro y estacionamiento aumentaron un 4,7%, los combustibles y lubricantes un 2,7% y los repuestos y cubiertas un 0,7%.

Por otra parte, el ajuste del 18,5% en el precio del servicio urbano de ómnibus incidió en casi un punto sobre la inflación del mes. Finalmente, los automóviles avanzaron un 0,35%, en tanto que el rubro comunicaciones permaneció sin cambios.

Bienes y servicios varios finalizó abril con un alza del 1,8%. Se destacaron los rubros servicios para el cuidado personal, con un aumento del 6%, y cigarrillos, con un incremento del 2,8%. Los artículos para la higiene y el cuidado personal variaron en conjunto un 0,5% y, en particular, los productos de tocador tuvieron un ajuste del 3,2%, en tanto que los artículos descartables cayeron casi 2%.

Educación aportó un 1,5% al resultado del mes. La mayor incidencia provino de los servicios educativos complementarios (idioma y computación) que variaron un 7,3%.

En menor medida operaron los textos y útiles escolares, que avanzaron un 2,3% durante el período bajo análisis.

Costo de vida. La canasta de referencia de alimentos, considerada apropiada para un grupo familiar de cinco personas, quedó valuada en 1.344 pesos al finalizar abril.

Esto presupone un incremento de 2,4% con respecto a la cifra estimada el mes pasado.

Pronósticos disímiles

Consultores privados mostraron diferencias en sus proyecciones sobre el costo de vida de abril, ya que mientras algunos pronosticaron que la inflación se ubicó entre 0,5 y 0,7 por ciento, otros indicaron que los precios subieron por encima del 1,5%.

Cuando falta una semana para que el INDEC informe la cifra del Indice de Precios al Consumidor (IPC), los analistas consultados por los medios dejaron expuestas sus diferencias a la hora de prever la inflación del mes pasado.

La consultora RSH Macroeconómica sostuvo que "abril estaría finalizando con un incremento en los precios de alimentos y bebidas del 0,4 por ciento respecto a marzo".

Como contrapunto, el economista jefe de la Fundación FIEL, Juan Luis Bour, señaló a "La Nación" que "estamos anticipando una inflación mensual de entre 1,3 y 1,5%".

En tanto, Camilo Tiscornia, de Castiglioni & Tiscornia, sostuvo que la inflación superará el 1,5 por ciento y que "de acuerdo a nuestra medición, (la suba de precios en alimentos) alcanzaron el 1,9%".

Comentá la nota