Audaz golpe de boqueteros en la Terminal de Omnibus

Los ladrones ingresaron a la boletería de la empresa Pullman General Belgrano desde un local lindante perteneciente a la firma Vía Bariloche, luego de hacer dos agujeros en las paredes y otro en el cielorraso y se apoderaron de 10 mil pesos y rendición de choferes.
Boqueteros dieron otro audaz golpe ayer a la madrugada en una de las boleterías de la Terminal de Omnibus local y se apoderaron de una importante cifra de dinero que había en dos cajas fuertes de una empresa de transporte.

Llamativamente el despliegue de los delincuentes no fue advertido por testigos, pese al constante movimiento de gente que se registra en la Terminal a toda hora y el trabajo que debió demandarles mucho tiempo.

El desorden y la falta de dinero fue advertida en horas de la mañana cuando el personal de la empresa Pullman General Belgrano se disponía a abrir las puertas de las boletería 11 y 12 e inmediatamente denunciaron el hecho en la sede policial. Sin embargo, al cierre de nuestra edición desde la fuerza de seguridad no habían podido establecer el lugar por el que ingresaron los delincuentes, ya que los ladrones realizaron dos agujeros en paredes, otro en el cielos raso y una rotura en uno de los vidrios.

Lo que sí se estableció es que accedieron desde un local lindante, perteneciente a la empresa Vía Bariloche, que se instaló en la Terminal hace algunas semanas y desde allí lograron ingresar a la de Pullman, donde sustrajeron el dinero.

Fuentes policiales indicaron a LA OPINION, sobre la base de la denuncia radicada, que los delincuentes tomaron el dinero sin ejercer violencia sobre las cajas de seguridad, al encontrar una llave de una de ellas en un cajón y en el interior de la misma, las llaves de la segunda.

Según consta en la denuncia, el botín con el que escaparon los delincuentes rondaría los 10 mil pesos y rendiciones de choferes, cuyo monto no trascendió.

Sorprendido por la magnitud del hecho, el administrador de la Terminal, Hugo Di Gangi, manifestó que es "el primer robo de estas características en 22 años que llevó en este cargo. Lo que me llama la atención es que este robo debió requerirles mucho trabajo a los delincuentes y nadie advirtió nada, pese al continuo movimiento de gente".

Asimismo, preocupado ante la posibilidad de que los ladrones vuelvan a dar otro golpe, indicó que va a dialogar "con autoridades policiales para ver qué medidas se pueden tomar a fin de evitar que se vuelva a repetir un caso de estas características".

Cámaras de seguridad

La Terminal de Omnibus de nuestra ciudad dispone de varias cámaras para monitorear distintos sectores, tanto en el interior como el exterior. Anoche, al cierre de nuestra edición, nadie pudo confirmar si las mismas registraron alguna imagen del robo o de los responsables del hecho. Al respecto, Di Gangi manifestó que "no hay dispositivos que monitoreen exclusivamente el lugar donde se produjo el golpe, pero las cámaras Nº 8 y 5 pudieron haber tomado, no el momento del hecho pero sí la llegada o huida de los delincuentes y ese dato les fue debidamente comunicado a la central del 108".

El hecho fue caratulado "robo" en trámite ante la Unidad Funcional de Instrucción Nº 2 que dará curso a la investigación para lograr esclarecer el caso.

Comentá la nota