Atendió los reclamos

El gobernador firmó un decreto que incorpora a los Colegios de Magistrados y de Abogados en el cuerpo que se encarga de entrevistar a los postulantes a jueces.
El gobernador Hermes Binner firmó un decreto que modifica el régimen del Consejo de la Magistratura, órgano asesor del Poder Ejecutivo para la designación de jueces, de modo de optimizar el sistema. De acuerdo con la comunicación del Ministerio de Justicia de la provincia, "tales cambios obedecen al compromiso público asumido por el gobierno provincial de analizar tras un plazo razonable el funcionamiento del Consejo, que había sido reformulado en diciembre de 2007, y en su caso introducir mejoras". La modificación de mayor impacto es la incorporación de los Colegios de Abogados y de Magistrados y Funcionarios del Poder Judicial en el cuerpo colegiado entrevistador de los postulantes.

El comunicado del gobierno provincial recuerda que "en febrero del año pasado se convocó a los sectores interesados en el tema a dialogar, tras lo cual hicieron llegar sus observaciones instituciones como los Colegios de Abogados y el Colegio de Magistrados y Funcionarios del Poder Judicial, entre otros". Afirmaron que "producto de ese diálogo y con la idea de profundizar y mejorar el modelo de Consejo de la Magistratura diseñado en diciembre de 2007 cuyos principios rectores son la excelencia, la transparencia, la celeridad, la regionalización y la participación ciudadana el gobernador dictó un nuevo decreto orgánico y funcional del Consejo de la Magistratura". Esta norma considera también algunas reformas parciales que ya se habían introducido, como por ejemplo la incorporación de los denominados concursos múltiples.

El modelo hace hincapié en la capacidad técnica de los aspirantes y en su compromiso con el estado de derecho, con jurados que son elegidos por sorteo para cada concurso. En primer lugar, un comité evaluador conformado por un integrante del Colegio de Abogados, otro del Colegio de Magistrados y otro de las universidades públicas evalúa el aspecto técnico. Tras el análisis de los antecedentes y una prueba de oposición, surge una terna. Luego hay un examen psicotécnico y por último entrevistas públicas con participación ciudadana para evaluar el compromiso de los postulantes con los principios constitucionales y los derechos humanos. El comité entrevistador -integrado por el Secretario de Justicia y por representantes de las universidades no puede modificar la terna sino sólo, y de manera fundada, el orden de mérito.

Las modificaciones efectuadas ahora por el gobierno provincial consisten en el mejoramiento de la conformación de los jurados, exigiéndoles determinados requisitos, y profundización de su imparcialidad al evitar que actúen en la circunscripción donde normalmente realizan sus actividades.

Plantea también la participación en la entrevista pública de un mayor número de concursantes a fin de aumentar la posibilidad de que la propuesta a elevar al Poder Ejecutivo sea de tres candidatos, frente a situaciones imprevisibles como la renuncia de alguno de ellos.

Y, para ahorrar tiempo, la disposición permite la convocatoria del concurso frente a vacantes que sean ciertas pero futuras, a fin de ahorrar tiempo.

"Con este decreto no sólo se cumple con el compromiso asumido oportunamente de mejorar el régimen de selección de jueces por parte del Poder Ejecutivo -indicó el ministro del área, Héctor Superti-, sino que además los postulados que apuntan a una justicia con más excelencia y más independencia se ven claramente refortalecidos, con todo lo que ello implica para mejorar la calidad institucional del sistema judicial en la provincia de Santa Fe".

Comentá la nota