Asumieron los nuevos ediles y hay equilibrio de fuerzas en el Concejo Deliberante

Los nueve concejales elegidos el 28 de junio asumieron ayer sus bancas. De esta manera quedó renovada la mitad del Concejo Deliberante de Zárate. Aunque, tal como se había adelantado desde el oficialismo, Aldo Morino fue elegido presidente del Cuerpo por mayoría, la sesión preparatoria se prolongó por la elección de la vicepresidencia primera que continuará a cargo de Graciela Bazzana.
Si bien no fue por unanimidad en ninguno de los casos, el resto de las autoridades internas se eligieron con normalidad.

Un recinto colmado fue el telón de la ceremonia que contó con la presencia de autoridades municipales e invitados. En la barra, familiares, amigos y militantes de las agrupaciones partidarias que representaban quienes asumieron en sus nuevos cargos. Delante de ellos, los ediles que dejaban sus bancas. Al costado, el intendente municipal Osvaldo Cáffaro y parte de su gabinete, observando el transcurso de la sesión que, por momentos, se tornó tensa.

Poco después de las 12.30 horas se dio inicio al acto de asunción de los concejales, un recambio que le imprimió una nueva conformación al Cuerpo Legislativo luego de dos años de mayoría opositora justicialista.

Después de la toma de juramento de Silvia Baccino, Alberto González y Carlos Salomón (Unión PRO), Aníbal Fumaneri, Rodrigo García Otero, Aldo Morino y Patricia Moyano –quien será reemplazada por un años por Ana Laura Allemann- (Nuevo Zárate) y Héctor García Cosentino y Roberto Huergo (Partido Justicialista), se procedió a la elección de los cargos internos del Cuerpo, allí se dieron las primeras discusiones.

Tal como se preveía, con la nueva integración, hubo más equilibrio de fuerzas políticas dentro del recinto que se vio plasmado al momento de la votación y eso dejó un vaticinio de lo que puede llegar a suceder durante el periodo de sesiones ordinarias del próximo año legislativo o, sin ir más lejos, el tratamiento del Presupuesto 2010 la próxima semana.

A diferencia de lo que se creía, no resultó complicada la elección de la presidencia que pasó a ejercer Aldo Morino por diez votos a favor y seis en contra. Además de Nuevo Zárate, Morino, tuvo el apoyo del concejal del GEN, Enrique Lasaga, y del Frente para la Victoria. Unión PRO y el Partido Justicialista votaron en contra, mientras que el Partido Socialista, representado por Manuel García Blanco y Roberto Sciarretta, decidió retirarse del recinto al momento de la votación, poniendo de manifiesto las diferencias que existen todavía con el mandatario municipal.

La polémica se suscitó al momento de definir la primer vicepresidencia, cargo que Unión PRO, por haber sido la segunda fuerza electa en las elecciones pasadas, pretendía obtener. Desde allí se propuso a Carlos Salomón. Sin embargo, el oficialismo tenía a su propio candidato, Graciela Bazzana.

Por la paridad de votos al momento de la definición, la sesión debió ser interrumpida en dos oportunidades. No había consenso en cuanto a la interpretación de la Ley Orgánica de las Municipalidades sobre el proceso de desempate.

Luego de dos cuartos intermedios sin acuerdo, la definición quedó a cargo del doble voto del presidente del Cuerpo a favor de Bazzana. La segunda vicepresidencia quedó a cargo del justicialista Gustavo Coria y la secretaría continuará a cargo de Marcela Ferrabosco.

"LLAMO A LA REFLEXIÓN Y LA UNIDAD"

Al cierre de la ceremonia y después de las discusiones sobre los cargos internos del Concejo, Morino convocó a todos los bloques parlamentarios a trabajar en base al diálogo y la búsqueda del consenso en pos de la comunidad.

"Estamos inaugurando un nuevo período legislativo", dijo Morino ya desde la presidencia, "tenemos que entrar en una etapa de diálogo a pesar de todo lo que pueda pasar, voy a poner todo de mi parte para que podamos trabajar en los puntos de coincidencia con el objetivo de construir un proyecto de mejor calidad de vida para la ciudadanía".

El edil manifestó que con su incorporación busca sumar. "Van a tener en mí un compañero de trabajo", dijo, "seguramente tendremos puntos de desencuentro pero seguramente vamos a trabajar en los encuentros para salir adelante".

Por último expresó: "llamo a la reflexión y a la unidad, que a partir de este momento tengamos un trabajo en común por la ciudadanía, por eso digo que entremos en esta nueva etapa con un mensaje de unidad y trabajo".

COMO QUEDARÍA CONFORMADO EL NUEVO CONCEJO

En principio, de acuerdo a la forma en la que se distribuyeron los concejales en las bancas, el nuevo Concejo estaría formado por los siguientes bloques e interbloques: Ana Laura Allemann, Anibal Fumaneri, Aldo Morino, Graciela Bazzana y Rodrigo García Otero, por Nuevo Zárate; Héctor García Cosentino, José María Orlando y Raúl Ciliberti por el Frente para la Victoria que, a su vez, articularía con el Movimiento Evita de Pedro Bassi; Manuel García Blanco y Roberto Sciarretta por el Partido Socialista, que contaría con el interbloque del GEN de Enrique Lasaga y, por último, Unión Peronismo Federal (PRO) con Silvia Baccino, Carlos Salomón, Florencia Deprati y Alberto González, quien contarían con el interbloque del Partido Justicialista con Gustavo Coria y Roberto Huergo.

Comentá la nota