*"OP" aspiraría a ser gobernador en el 2011

El actual secretario general de la Presidencia, Oscar Parrilli, sería el bendecido por el matrimonio K para el distrito neuquino, en estas tempranas horas de la ruta hacia las próximas elecciones. Ha habido contactos con dirigentes locales, tanto partidarios como extra.

Cristina Fernández y Oscar Parrilli. El secretario tendría el OK

Oscar Parrilli, actual secretario general de la Presidencia, cuando aceptó en otros tiempos en Neuquén el desafío de competir por el poder interno del partido, o por algún cargo electivo importante, muchas veces no estuvo parado en la vereda del sol. Le tocó, como a tantos, ganar y perder.

Pero un golpe de suerte generacional lo puso ya no en la senda del poder, sino en la autopista que conduce los destinos de la patria. Y de tanto entrar y salir del despacho más importante de la Casa Rosada, en una de esas parece que una voz femenina dio el empujón final: El Secretario General de la Presidencia sería candidato a Gobernador por el kirchnerismo.

A tal punto estaría decidido el hombre que en las últimas horas gestionó a través de sus colaboradores encuentros reservados con figuras preponderantes de la política neuquina.

Algunos, ante los llamados que llegaban de Buenos Aires desde la Casa Rosada, se preguntaban por tanta actividad de Parrilli. "¿Le pasa algo?", preguntaron. "Es que ya tenemos candidato para la gobernación", contestó tan relajado como un lagarto al sol un asesor de esos asesores que nunca faltan.

"Ajá... ¿y quién es?", indagó el interlocutor a través de su teléfono blanco. "El candidato es OP". Ignorante de ese trato familiar, que algunos le dispensan al más kirchnerista de los neuquinos, se mantuvo la duda: "y… quien es OP?". "¿Como quién es?...Oscar Parrilli, contestaron del otro lado.

Aquí, a 1.200 kilómetros de distancia, volvieron a la memoria escenas del pasado reciente. La alianza con Horacio "Pechi" Quiroga, por ejemplo, con tantos altibajos y algunos rencores en el medio.

Lo cierto es que hay una voluntad y un sondeo en marcha para determinar –una vez más- quiénes están de dispuestos a sumarse a un proyecto que tenga en el matrimonio Kirchner su columna vertebral.

Por lo pronto, es obvio que hay un campo de distancia entre la percepción que tiene Parrilli de la perfomance de Cristina Fernández como presidenta, y la visión crítica que ya dejan en evidencia aún aquellos que se dicen "progresistas".

Así, OP ha comenzado a andar un camino que algunas otras veces amagó encarar y no se concretó. Habrá que evaluar qué tan genuina es la aspiración cuando llegue el 2011, y si se le planta enfrente Jorge Sapag, o algún otro.

En el mientras tanto, son más posicionamientos que pasos directos al poder, en un contexto judicializado de la fecha de internas del peronismo neuquino.

Comentá la nota