ASOEM pediría un embargo al municipio por las asignaciones familiares

El Secretario de Actas de ASOEM, Eduardo Cabral, aseguró que se ingresó una nota al Municipio de Río Grande intimando a pagar la deuda, del retroactivo a febrero del año pasado, en concepto por la nueva forma de liquidación de las asignaciones familiares.
Cabral expresó que este martes a la tarde vence el plazo y que el miércoles solicitarían el embargo a las cuentas del municipio. Finalmente criticó lo que consideró "desafortunadas declaraciones" que deslizaron una posibilidad de ajuste salarial en la órbita del municipio.

Cabral manifestó que "el jueves 16 de abril ingresamos por mesa de entradas un escrito donde damos 72 horas para el pago de las asignaciones familiares, caso contrario pediremos el embargo de las cuentas municipales por que tienen un concepto alimentario".

La deuda generada a febrero del año pasado tiene un retroactivo de casi 4 mil pesos por cada hijo de cada empleado municipal, a partir de la nueva forma de liquidación que duplicó este ítem salarial. "El martes vence el plazo de pago de la deuda y el miércoles el abogado tiene la facultad de pedir el embargo", manifestó Cabral.

En cuanto a la posibilidad de que el Ejecutivo Municipal liquide esa deuda en cuotas, Cabral solo se limitó a decir, "con nosotros no han hablado ni propuesto absolutamente nada".

Desafortunadas declaraciones

En cuanto a algunas expresiones que surgieron tras el encuentro entre Municipio, Concejo, Tribunal de Cuentas y Juzgado de Faltas, sobre una readecuación de gastos; Cabral manifestó que los dichos vinculados a un ajuste salarial fueron "desafortunadas declaraciones"…"que rechazamos", sintetizó.

Pese a la desmentida desde el Ejecutivo Municipal, siendo que las versiones surgieron de boca de algunos funcionarios, Cabral fustigó: "parece que no pertenecieran al Ejecutivo es un problema entre ellos, lo salieron a decir a modo de presión a los concejales para que les aprueben la reducción presupuestaria".

Sobre la reducción presupuestaria, ASOEM también se mostró disconforme: "En el único ámbito que se habla de reducción presupuestaria parece ser el Municipio de Río Grande, cuando eso no pasa ni en la Nación ni en la provincia. Me parece que acá lo que no se quiere es mostrar la realidad y pagar lo que hay que pagar".

"El año pasado cerraron con superávit y no nos dieron un centavo de recomposición salarial", finalizó diciendo.

Comentá la nota