La Asociación Judicial determina nuevas medidas a tomar luego de la acordada del STJ

Fredy Trinidad, explicó que no se pensó en negociar el levantamiento de la medida de fuerza y enfatizó que hay una conjugación de intereses contrapuestos, por un lado los abogados que quieren instalar el tema en la opinión pública y por otro los trabajadores que consideran la situación como injusta.
Durante la jornada de ayer, el acatamiento al paro por parte de los empleados judiciales, después de la acordada emitida por el Superior Tribunal de Justicia que decidió descontar los días no trabajados a quienes adherían a la medida de fuerza, fue mayor, alcanzando a un 90 por ciento en todas sus delegaciones.

Al respecto, Fredy Trinidad, secretario adjunto de la Asociación Judicial de Formosa dijo a Radio Uno Formosa que mañana, en asamblea, se decidirán las medidas que más convengan a los trabajadores en medio de un conflicto por el que se busca un mejor salario que se acerque a los actuales índices inflacionarios.

"La acordada es una determinación que va en contra de los intereses del trabajador, si bien ese acuerdo menciona principios del estatuto del empleado público, es un modo de enfrentar a los trabajadores con un drama que significa que tener que luchar por sus derechos es poner en juego su salario, comida, salud, vestimenta y todo lo que hace digna la vida de cualquier ser humano", señaló.

Sigue la medida de fuerza

Explicó que nunca se pensó en negociar ningún levantamiento de la medida de fuerza ante el STJ, agregando que "se trata de una conjugación de intereses contrapuestos, por un lado los abogados que intentan instalar en la opinión pública que los trabajadores judiciales estamos intencionalmente causando un atraso en la Justicia, los empleados no son la causa sino la consecuencia de una situación injusta que tiene que ver con el empobrecimiento del empleado judicial".

Afirmó Trinidad que, por lo general, en toda situación de conflicto, hay consecuencias sociales, comienzan a moverse intereses de muchos sectores jugando dentro de un sistema, en este caso el judicial, señalando que "la Asociación Judicial siempre agotó hasta la última instancia las posibilidades del diálogo pero nos dan como respuesta que tenemos que esperar pasivamente que se resuelva la situación económica, eso es inaceptable".

Presiones con los haberes

Finalmente puntualizó que ni siquiera se considera el monto que será descontado de los haberes del empleado judicial por los días no trabajados, a lo que agregó que "cuando el escenario cambia, de ningún modo podemos abandonar la lucha, si a partir del reclamo de nuestros derechos seguimos cayendo en la pobreza, te amenazan y si te hacen callar estamos en un grave problema".

Comentá la nota