Asistencia financiera busca mantener el empleo y evitar el decaimiento de la actividad económica

Ante los efectos de la crisis económica que afectan el desarrollo comercial e industrial en la provincia, abarcando los más diversos sectores e impactando negativamente en la sociedad toda, principalmente en los sectores de más bajos recursos, la provincia reaccionó emitiendo un plan de asistencia financiera que busca reducir los efectos adversos que actualmente golpean a la actividad económica local.
En este sentido, la ministra de Economía de la provincia, Inés Beatríz Lotto de Vecchietti, aseguró que la decisión política adoptada por el gobernador Gildo Insfrán de otorgar esta asistencia financiera tiene origen en la ronda de diálogo impulsada por el mandatario y que fue ejecutada recientemente por los ministros de su gabinete.

En las reuniones, subrayó Vecchietti, fue posible que "los sectores convocados para impulsar la articulación de medidas que favorecieran la actividad económica y mantuvieran la fuente de trabajo, se manifestaran abiertamente, sin límite alguno y en el marco del respeto mutuo".

Equilibrio y esfuerzo colectivo

Para Vecchietti, las medidas impulsadas "garantizan el equilibrio entre todos los sectores comunitarios con soluciones que permiten encarar de modo solidario y equitativo los desafíos de la hora, sobre todo aunando voluntades y acciones para que ese objetivo central lanzado como idea fuerza por el gobernador pueda alcanzarse con el aporte colectivo".

La titular de Hacienda, explicó que esta intervención del Estado forma parte del propósito de lograr niveles de equidad en la distribución de los recursos en el convencimiento de que todos los sectores tienen derecho a participar en la vida económica y social, sin distinciones ni privilegios ya que la crisis actual es abarcadora y afecta al conjunto de los sectores".

El decreto también refiere a la firma de acuerdos con la Unión Industrial de Formosa para la compra directa de los productos industrializados a base a la materia prima formoseña que resulten del procesamiento por parte de entidades, asociaciones y cooperativas.

Reuniones de agosto

El instrumento incluye entre los argumentos, las distintas reuniones impulsadas por el gobierno provincial con las entidades del espectro productivo primario y del comercial e industrial, destacándose, sobre todo, el trabajo llevado a cabo durante el mes de agosto del que participaron cámaras empresariales, consejos profesionales, asociaciones y federaciones representativas del quehacer social y económico local cuyos representantes, según se informó oportunamente por parte de Vecchietti y sus pares, los ministros Jorge Ibáñez y Luis Basterra, expusieron sus inquietudes y necesidades e hicieron llegar sus propuestas ante los funcionarios y también ante los representantes de la banca y las entidades financieras que se sumaron a los encuentros.

Las medidas de carácter crediticio y financiero destinadas a asistir a los sectores de la industria y el comercio incluyen la bonificación de las tasas de interés a quienes puedan acceder a una línea de crédito bancaria y al mismo tiempo el otorgamiento a través del FONFIPRO de créditos directos a micros y pequeños emprendimientos productivos, comerciales, industriales y de servicio, sosteniéndose "la necesidad de que se profundicen las acciones orientadas a la adquisición de productos elaborados por manos formoseñas con materia prima local".

La ministra puso énfasis en los conceptos de "solidaridad y equidad" a los que se apela para "afrontar los desafíos de la situación crítica de modo tal de cumplir con la premisa gubernamental de mantener el empleo y evitar el decaimiento de la actividad económica".

Qué dice el decreto 490/2009

El decreto del Ejecutivo provincial que implementó la asistencia financiera establece en sus considerandos que "el mundo se encuentra viviendo una crisis económica y financiera sin precedentes en su historia, provocando efectos altamente negativos en las economías nacionales, con secuelas en el empleo, la producción y el comercio; y ante ese escenario, se muestra evidente la necesaria intervención del Estado en la economía, a fin de establecer los instrumentos que orienten los recursos en orden a la adopción de las medidas urgentes que morigeren el impacto de tales efectos en la economía provincial".

"Por tal razón, desde este Gobierno se organizaron reuniones y consultas permanentes con todos los sectores sociales, económicos y productivos de la provincia; destacándose en forma particular las jornadas de trabajo llevadas a cabo en el mes de agosto del presente año en las que participaron cámaras empresariales, consejos profesionales, asociaciones y federaciones representativas del quehacer social y económico local".

Entre otras cosas, también señala que, "en ese horizonte, una de las más importantes tareas que le corresponde al Estado, es la de lograr niveles equitativos en la distribución de recursos, pues a todos los sectores les asiste el derecho de participar en la vida económica y social, recibiendo de ella conforme a sus necesidades y capacidades, sin arrogarse privilegios los unos sobre otros, aún más cuando la sociedad en su conjunto, sufre los efectos de la situación mundial".

Se remarca que "es necesario profundizar las acciones tendientes a la adquisición de productos elaborados por manos formoseñas con materia prima local"; para resguardar "el equilibrio entre todos los sectores de la comunidad formoseña, instrumentando soluciones que permitan afrontar, con solidaridad y equidad, los desafíos de la hora, sumando voluntades y acciones para que la actividad económica no decaiga ni se pierdan empleos genuinamente productivos".

E l mismo decreto busca instrumentar y suscribir convenios con la Unión Industrial de Formosa para la adquisición en forma directa de productos industrializados a partir de la materia prima local, procesados por entidades, asociaciones, cooperativas y otras personas jurídicas o asociativas afines.

Comentá la nota