Aseguran que la provisión de energía eléctrica resistirá sin sobresaltos las olas de calor en Jujuy

Las altas temperaturas no serán un inconveniente en la provincia en lo que respecta la provisión de energía eléctrica, dado que es característico que los mayores consumos se produzcan en el invierno, según le informó a Jujuy al día el Gerente Comercial de EJESA, Ernesto Vaccaro. Sin perjuicio de esta afirmación, indicó que el consumo es cada vez mayor por la influencia de grandes emprendimientos comerciales, como el nuevo shopping, o los programas habitacionales que expanden el número de viviendas, en lo que se denomina "crecimiento vegetativo", haciendo notar que en 2009 el consumo de energía eléctrica creció un 3,5 % respecto a 2008.
Ernesto Vaccaro aseguró que se está transitando el verano con total normalidad. "No hubo problemas en la prestación del servicio, ya que no se ha llegado a superar la demanda máxima de invierno, ocurrida en el mes de junio con 131 megavatios, dado que en enero registramos 125 megavatios", afirmó, enunciando que Jujuy se caracteriza por tener una mayor demanda en invierno.

Sin embargo desatacó que el consumo es cada vez mayor, observando un crecimiento con los años. En 2009 hubo un crecimiento de 3,5 % del consumo de energía con respecto al año anterior. "Esto es propio no sólo del incremento en el consumo en cada domicilio, sino también por el crecimiento vegetativo que tiene la provincia".

En este sentido detalló que la tendencia está dada por dos grandes aristas; en primer lugar por el crecimiento vegetativo de la provincia con las instalaciones de comercios en la zona. "Por ejemplo en la zona céntrica se inauguraron edificios, como el shopping además de la parte habitacional, con los programas tanto nacionales como provinciales que generan un incremento de viviendas".

Finalmente el ejecutivo de EJESA señaló que el segundo ítems a tener en cuenta a la hora de evaluar la curva ascendente en el consumo de energía eléctrica es el uso específico de las viviendas existentes, con una suba aproximada del 2 %, por el uso de artefactos como el aire acondicionado y los ventiladores en el verano, y en el invierno por calefacción.

Comentá la nota