Aseguran que desmantelarán la antena de Tucumán al 400

Tras varios años de exigir que retiren la antena de telefonía celular ubicada en la calle Tucumán al 400, en Lomas, los vecinos de la zona recibieron con alegría que "en noviembre se desmantelará la torre".
Según indicaron, en diálogo con Info Región, el compromiso surgió por parte del área de Inspección General de la Municipalidad. "Es muy positivo que saquen la antena, esperamos que se concrete el desmantelamiento en la fecha pautada", señalaron los vecinos.

Los vecinos que hace varios años luchan por el desmantelamiento de la antena de telefonía celular ubicada en la calle Tucumán al 400, en Lomas de Zamora, recibieron una noticia que actuó como un bálsamo ante tanto esfuerzo: "la torre será retirada en noviembre".

En ese sentido, los residentes de la zona aseguraron a Info Región que el compromiso surgió por parte del área de Inspección General de la Comuna.

"Estamos muy contentos de que retiren la antena, porque hace muchos años que estamos solicitando que la saquen de circulación. Se pusieron muchas trabas, pero desde la Municipalidad nos informaron que la desmantelarán en noviembre", sostuvo Gonzalo Fernández, uno de los vecinos.

A pesar de que la noticia sintetiza el trabajo desempeñado por los vecinos durante mucho tiempo, prefieren abordar el tema con cautela, ya que sostienen que "muchas veces las autoridades hacen promesas que después no son cumplidas".

"Alberto Comesania, integrante del sector de Inspección General nos confirmó que se realizará el desmantelamiento porque la empresa proveedora del servicio no cuenta con la habilitación municipal correspondiente para poder funcionar. De todos modos, no queremos ilusionarnos demasiado porque muchas veces las autoridades hacen promesas que después no son cumplidas. Esperamos que en esta oportunidad las cosas sean diferentes", manifestaron.

En el 2000 se instaló la estructura y desde ese momento los vecinos comenzaron una campaña para desmantelarla y anular su funcionamiento, pero hasta el momento no habían obtenido una respuesta positiva a su reclamo.

En tanto, en octubre de 2007 el Ente Nacional Regulador de la Electricidad (ENRE) intimó a Edesur a presentar la habilitación municipal que se debe exigir antes de realizar la conexión eléctrica, pero como no lograron reunir la documentación necesaria, solicitaron otros seis meses de prórroga.

Otra de las preocupaciones es que los empleados de la compañía propietaria de la antena "ingresan al predio a realizar tareas de mantenimiento sin importar que haya sido clausurado hace dos años".

En una oportunidad, los vecinos denunciaron que el dueño del predio en el que está instalado el artefacto "disparó contra una de las personas que se oponen y lo hirió en un brazo". En ese contexto, denunciaron la situación y el agresor quedó demorado en la Comisaría local durante algunas horas.

"Hace mucho tiempo que estamos pidiendo que saquen la antena. Hicimos marchas, petitorios y reclamamos incansablemente para que retiren la torre. Nos genera mucha alegría que nuestro reclamo finalmente sea oído. No se trata de un capricho, la antena puede generar graves enfermedades y no queremos eso en nuestro barrio", concluyó Fernández.

Comentá la nota