Ascárate señala algunas fallas y ventajas del concreto asfáltico

Si se tomara la durabilidad del pavimento para medir su calidad, debería concluirse que el de hormigón es mucho mejor que el que está utilizando la Dirección Provincial de Vialidad (DPV) para ejecutar el Programa Provincial de Infraestructura Vial (PPIV).
José Ascárate, docente de la Cátedra Vías de Comunicación I de la Facultad de Ciencias Exactas y Tecnología de la Universidad Nacional de Tucumán, aclaró que la aseveración de que un sistema es más barato que otro no debe hacerse a partir de una comparación directa. "Como inversión inicial, sí es menor la del concreto asfáltico. Pero la inversión global es discutible; porque una cosa es hablar del costo al inicio de la obra y otro luego de tener en cuenta la vida útil", expresó el ingeniero. No obstante, Ascárate agregó: "los pavimentos de concreto asfáltico presentan menos rugosidad al tránsito; es decir, menos imperfecciones a nivel superficial, que molesten al conductor.?Además, son fácilmente ‘bacheables’; es decir, se pueden abrir y cerrar con facilidad en caso de que sea preciso instalar cloacas o hacer alguna reparación, por ejemplo".

Comentá la nota