Asambleístas redoblan la apuesta, ahora con cortes en Colón.

José Gómez, coordinador de la Asamblea Ciudadana Ambiental de Gualeguaychú, afirmó que en las últimas horas cortaron el paso internacional con Paysandú. Hay alrededor de seis horas de demoras.
Los asambleístas de Entre Ríos continúan su protesta contra la papelera Botnia, radicada en Fray Bentos.

José Gómez, coordinador de la Asamblea Ciudadana Ambiental de Gualeguaychú, afirmó por un canal informativo que el corte no es en contra de Uruguay, "sino contra los gobernantes".

Además, Gómez ratificó que los asambleístas ya cortaron el puente Colón-Paysandú por lo que la gente ya está sufriendo las consecuencias: "la gente tarda 6 horas para pasar".

Por su parte, el gobernador de esa provincia, Sergio Urribarri, afirmó ayer que tomará "todas las medidas necesarias" para impedir el bloqueo simultáneo de los tres puentes a Uruguay.

Además anunció que está dispuesto a ordenar a la policía que "escolte" a los viajeros que pudieran quedar atrapados en el piquete.

En este sentido, Urribarri reiteró el pedido de que liberaran el puente General San Martín que permanece cortado desde hace más de dos años por un grupo de vecinos de Gualeguaychú.

Su preocupación,es la reiterada amenaza de un bloqueo total esta semana, en coincidencia con el recambio turístico.

"Es imposible permitir que 10 o 15 personas que no representan a las ciudades de Colón o de Concordia corten el paso a Uruguay", se quejó el kirchnerista, en declaraciones a una radio porteña.

Según Urribarri, "el 80% de los entrerrianos pide que se levanten los cortes".

A la ya habitual oposición de Urribarri se sumó el gobierno nacional: el jefe de Gabinete, Sergio Massa, y el ministro de Justicia, Aníbal Fernández, dijeron que los cortes de ruta constituyen una medida ilegal. En el oficialismo, hasta el piquetero Luis D´Elía reprobó los bloqueos y dijo que Botnia "le hace bien a la región".

En su intento por presionar a los asambleístas, el gobernador ha llegado a meterse con el tabú de la contaminación: dijo que no hay pruebas de que la producción de la planta de Fray Bentos haya provocado daño en el ambiente entrerriano.

Incluso, se especula en estos días con la posibilidad de que la Casa Rosada difunda sus propios estudios ambientales (hasta ahora secretos) para debilitar aún más la protesta.

La prioridad ahora es evitar los cortes simultáneos. "El corte de Gualeguaychú estamos intentando resolverlo con persuasión. Y el paso por Colón y Concordia está totalmente garantizado por el gobierno. Ante cualquier intento de interrumpir el camino, vamos a tomar todas las acciones, si es necesario vamos a escoltar a los viajeros", dijo Urribarri.

Comentá la nota