La Asamblea por el Transporte Público dice que la situación del edil Risso vuelve ilegal la suba.

La Asamblea por el Transporte Público dice que la situación del edil Risso vuelve ilegal la suba.
La organización inició una serie de encuentros para discutir sobre el transporte público y el reciente aumento. Ayer hubo una reunión con vecinos de La Movediza y el viernes habrá otra en Las Tunitas. Además, se debate e intercambian ideas sobre la calidad del servicio. Dicen que el aumento otorgado por el Legislativo es ilegal, por la votación del concejal Esteban Risso, que figura como accionista de una línea.
Tras la carta elevada días atrás al Concejo Deliberante en repudio al aumento de la tarifa, la Asamblea por el Transporte Público, creada en el marco del incremento, convocó ayer a una charla debate con vecinos de La Movediza en la sociedad de fomento del barrio, ubicada en Misiones y La Pastora.

Este primer encuentro forma parte de una serie de reuniones que planea desarrollar en torno a la discusión por el transporte público y, sobre todo, por el aumento del boleto, en otros barrios de la ciudad como Las Tunitas, donde el próximo viernes a las 19 habrá una nueva convocatoria en el comedor de Cacha (De los Granaderos al 200).

La idea es convocar a la mayor cantidad de gente posible para intercambiar posturas entre los distintos sectores de la sociedad y para generar contacto entre “los que iniciamos el repudio del aumento en el Concejo Deliberante y sumar a otra gente, para que nos vayamos conociendo entre todos”, señalaron integrantes de la organización.

Los vecinos “se acercaron porque tenían mucho interés por discutir el aumento del boleto y la calidad del servicio”.

Los puntos

En primer lugar, hubo un acuerdo general entre los que participaron de la reunión en rechazar el último aumento del boleto del transporte urbano de pasajeros, votado por el Concejo Deliberante en sesión extraordinaria el pasado 16 de enero.

Por otro lado, no pudieron obviar tratar la situación del concejal Esteban Risso, que “se tiene como argumento fundamental de la ilegalidad del aumento que él (Risso) tuviera relación con la empresa”, en referencia a la declaración jurada de 2008 del edil que presentaba acciones en una línea de transporte local.

Asimismo, se intercambiaron puntos sobre la calidad del servicio, sobre lo cual hubo muchas críticas en referencia “a frecuencias y al trato con los pasajeros de parte de los conductores. O la sensación de inseguridad que se tiene muchas veces cuando se baja del colectivo o cuando se transita en él”, indicaron.

Además se plantearon propuestas por parte de los vecinos como que “las combinaciones sean más efectivas, que el horario de los escolares sea todo el día y sin horario restringido. Otra fue que, para la gente que vaya a un tramo corto, el precio sea diferenciado de una persona que tenga que recorrer un tramo largo”.

Por último, representantes de la Asamblea señalaron que hubo varias coincidencias entre los presentes, por lo que se llegó a la conclusión de que “el transporte es público y, como tal, tiene que estar garantizado por el Estado y por las empresas. Y que tendría que ser público en serio, y que muchas veces, el tema que haya empresas privadas, dificulta que se garantice ese derecho”.

Comentá la nota