La Asamblea se movilizó anoche por la Costanera

La Asamblea Ciudadana Ambiental de Gualeguaychú anoche se movilizó desde el puente “Méndez Casariego” hasta la Plaza Colón, recorriendo la Costanera de la ciudad con un gran apoyo y adhesión de vecinos y turistas.

De hecho la iniciativa sirvió para sumar más voluntades a una lucha que debe expandirse por todos los rincones del país y de la región y en ese sentido, ha sido un acierto elegir un viernes y la Costanera para difundir que Botnia contamina, y que se instaló porque el Estado uruguayo violó el Estatuto del Río Uruguay de manera serial.

El público en general no sólo se sumó a la caminata de los asambleístas, sino que muchos turistas pidieron material de divulgación a la vez que manifestaban un apoyo unánime a la lucha por el NO a las papeleras y el SI a la vida.

Los asambleístas difundieron ayer también una proclama, que reza:

“Una vez más los ciudadanos de Gualeguaychú, ante la presencia de numerosos turistas, venimos a ratificar el mas más firme rechazo al funcionamiento de la pastera Botnia en esta región.

“Agradecemos a los turistas por elegir este lugar para disfrutar de la naturaleza y por acompañarnos en esta protesta.

“Que sepa el mundo entero que nadie nos hará ceder en esta lucha por la defensa de nuestro ambiente sano que queremos disfrutarlo nosotros y ofrecérselo también a los que nos visitan.

“Una vez más protestamos firmemente contra Finlandia, contra Botnia y contra el Gobierno Uruguayo, por el ilegal funcionamiento de la pastera en Fray Bentos.

“Nos sobran razones para oponernos a que siga produciendo y reclamamos una vez mas su inmediata paralización.

“Tenemos razones de sobra para oponernos a esta pastera contaminante. Y además tenemos comprobaciones reales de que Botnia contamina”.

La proclama finaliza sosteniendo que “¡No queremos comer contaminación!”; “¡No queremos entregar nuestros recursos naturales!”; “¡No queremos perder nuestro río Uruguay y que se transforme en el Riachuelo!”; y exigen en consecuencia la inmediata aplicación del Código Aduanero, el inmediato tratamiento a nivel nacional de la Ley de la Madera; el control de las embarcaciones que transportan elementos tóxicos y que provienen del puerto ilegal de Botnia y “el resultado de los análisis sobre los olores y la mancha aparecida en el río”.

También sostuvieron que “condenamos a aquellos funcionarios argentinos que por ignorancia o corrupción niegan el carácter contaminante de Botnia. Y una vez más exigimos a las autoridades que se pongan al frente de un reclamo tan legítimo y que con nosotros griten: SI a la vida, fuera Botnia”.

Comentá la nota