En Aruba también se trabaja

Ortega será el único del plantel que no tendrá vacaciones para ponerse bien y arrancar la pretemporada diez puntos.
Resignaba plata, quedarse parado más de dos meses, exponerse otra vez a un seguimiento descomunal, convivir con el asedio diario... Muchas eran las cosas que estaba dispuesto a conceder con tal de volverse a poner la camiseta de River. Mejor dicho: muchas fueron las concesiones que hizo para regresar a River. Por eso, cuando Néstor Gorosito le deslizó que lo mejor para todos era que se olvidara de las vacaciones, Ariel Ortega sonrió y contestó: "Si es para estar mejor, le damos para adelante". Y así se hará: el Burrito será el único integrante del plantel que no tendrá descanso.

Dos meses de inactividad son difíciles de disimular para cualquiera. Y aunque el jujeño siempre tuvo un físico envidiable, su caso no es la excepción. Es por eso que mientras a todos los jugadores sólo les darán un programa de trabajo optativo para que no se dejen estar, el cuerpo técnico decidió que lo mejor para Ariel Arnaldo es no detener la preparación para que llegue en óptimas condiciones al 19 de julio, la fecha en que el grupo viajará rumbo a Canadá para realizar la pretemporada invernal. "Como no quisimos darle dobles o triples turnos para cuidar también la motivación, preferimos hacer un entrenamiento por día, pero bien intenso. Incluye tareas aeróbicas, rutinas de gimnasio para el fortalecimiento muscular y las habituales con pelota para que no pierda sensibilidad", explica Agustín Buscaglia, el preparador físico del plantel y quien junto con Sebastián Somoza (el otro PF del grupo) supervisarán el trabajo de Ortega mientras sus compañeros descansan. Y agrega que si bien se descartó trasladarse a un lugar del Interior como se hizo con Fabbiani, "sí iremos variando el escenario para hacer más llevadero el día a día: estaremos en el club, en Ezeiza, en Palermo...".

Aunque su idea después de dejar Independiente Rivadavia de Mendoza era viajar junto con su familia al exterior para recargar pilasl, hay que decir que Ortega está completamente de acuerdo con el plan que le han preparado Pipo y compañía. Lo entusiasma ponerse bien rápidamente y está lejos de fastidiarse gracias al famoso 3x1 que le armaron. ¿Qué es el 3x1? Por cada tres días de ejercicios físicos, le dan uno a pura pelota, algo fundamental para alcanzar ese sueño de "poder ser campeón una vez más en River y retirarme como Enzo" que tanto obsesiona al Burrito. Por ese sueño postergó la idea de estar tirado bajo el sol en una playa paradisíaca. Aunque no se preocupa, si él ya volvió a Aruba...

Comentá la nota