Artime: "Los que firmaron convenios sospechosos archivaron el transparente"

Artime: "Los que firmaron convenios sospechosos archivaron el transparente"
El presidente del Concejo le envió un tiro por elevación al radicalismo. Fue por enviar al archivo el acuerdo del transporte en la última sesión ordinaria del año. Aseguró que el intendente podría vetar la ordenanza que establece un paso de las obras por el cuerpo legislativo.
El presidente del Concejo Deliberante, Marcelo Artime, está convencido de que la oposición usufructuó la última sesión ordinaria del año para darse algunos gustos. Lo dice y lo cuestiona. Pero promete que el bloque de Acción Marplatense, que tendrá mayoría propia después del 10 de diciembre, no buscará desquitarse.

De este y de otros temas, como las autoridades de bloque y la conformación de las comisiones, habló en esta charla con El Atlántico.

-¿Cómo tomó la decisión de la oposición de enviar al archivo el convenio del transporte y de aprobar el proyecto para revisar los expedientes de las obras?

-Creo que la oposición aprovechó la última sesión en la que tenía mayoría. Lo que hicieron fue imponer esa mayoría para generar dos cuestiones que traen problemas al Departamento Ejecutivo. Una, obviamente, va a complicar y atrasar la realización de obras. Y la otra trae problemas con el transporte. Esto me parece que nos tiene que enseñar a nosotros, de Acción Marplatense, que las mayorías no pueden manejarse de esa manera. A partir del 10 de diciembre, nosotros tenemos una gran oportunidad de demostrar que las mayorías se pueden manejar de manera diferente de cómo se han manejado desde 1983. Las mayorías absolutas, que se convierten en 'levantamanos', que no escuchan o que no tratan de tener consenso, no le han dado buenos resultados a Mar del Plata ni a los gobiernos que las han tenido. Por eso creo que tenemos una oportunidad importante de ser una mayoría con el mismo ánimo de búsqueda de consenso que una minoría. Eso puede ser novedoso. Y es lo que estamos dispuestos a hacer.

-Entonces, ¿no cabe esperar una revancha por los últimos proyectos que aprobó la oposición?

-No, de ninguna manera. Creo que no sería sano para las instituciones de Mar del Plata usar muy a menudo el desempate del presidente del Concejo. No va a haber revanchismo, de ninguna manera. Es una gran oportunidad de demostrarles a los vecinos de Mar del Plata que se puede ser una mayoría prudente, con vocación de diálogo y democrática, en contraposición a otras que hubo en este Concejo Deliberante.

-¿Le molestó, particularmente, que se haya enviado al archivo el convenio del transporte? Porque fue usted el que había cerrado el trato con los empresarios.

-Es un gustito que muchos (concejales) se querían dar antes de irse a su casa. Y la verdad es que a mi no me molesta en términos personales: me molesta porque es una oportunidad que se pierde la ciudad. Estoy convencido que ese convenio es el mejor que se firmó con el transporte en los últimos años. No era un convenio como el acta acuerdo de Aprile, que les daba una concesión sin licitación, o como el de las 360 cuotas para pagar deudas o como el que bajó del 3 al 1 por ciento el Fondo del Transporte. La verdad es que este era un convenio bueno para Mar del Plata y absolutamente transparente, en el que se garantizaba un año sin aumento de boleto, una transición ordenada hacia la tarjeta de aproximación sin que fuera el bolsillo del usuario el que lo pagara y, además, que el Fondo volviera del 1 al 3 por ciento. Por eso se perdió una buena oportunidad. Los mismos que en su momento firmaron convenios realmente sospechosos por el transporte fueron los encargados de que este convenio fuera al archivo.

-Da la sensación de que al Gobierno le va a resultar difícil firmar un convenio similar. El vocero de las empresas ya dijo que no aceptarán algunos condicionamientos, como el que les impedía pedir aumento de tarifa por un año.

-Por eso digo que se había conseguido un muy buen acuerdo con los transportistas y me parece que, por querer darse este gustito antes de irse a su casa, el Municipio perdió la oportunidad de tener un acuerdo muy beneficioso.

-¿Qué espera de la oposición en el nuevo Concejo?

-Creo que va a tener un radicalismo con menos concejales pero con ambición de ser gobierno en 2011. El radicalismo tendrá que elegir si va a ser una oposición constructiva o una oposición absolutamente destructiva.

-¿Cómo ha sido hasta ahora, según su criterio?

-Creo que no nos podemos quejar de esta conformación del Concejo que termina. Se han aprobado prácticamente todos los proyectos que el gobierno municipal necesitaba. A excepción del de la escollera Norte. En los últimos dos o tres meses se empezó a ver una oposición mucho más complicada. Un ejemplo es lo que pasó en la última sesión. Esperemos que la tendencia de estos tres meses no sea el anticipo de lo que va a ser la oposición que viene, sino que sea una última etapa de la oposición que estaba. Eso sería muy importante. La verdad, lo deseo de corazón.

-Mencionó el proyecto del traslado de bares de Alem a la escollera. ¿Qué otro que no aprobó esta composición volverá a impulsar Acción Marplatense con el nuevo Concejo?

-Va a haber proyectos que vamos a tratar de dialogarlos nuevamente. Va a haber proyectos que, a lo mejor con algunas modificaciones, trataremos nuevamente de aprobar. Pero, la verdad, no son tantos: son tres o cuatro. Vamos a tratar de consensuarlos con la nueva conformación.

-¿Cuáles son?

-El de la escollera Norte, seguro. Y seguramente va a haber algún proyecto relacionado con un sistema dual de pago en el transporte. Después, en cuanto a la modificación del sistema de contribución por mejoras, creo que va a haber un veto del intendente o un pedido de modificación a la nueva conformación. Porque, de hecho, el proyecto se aprobó con un dictamen negativo de la asesoría letrada, con lo que le daría al intendente muchísimos argumentos para vetarlo.

-¿Acción Marplatense definió las futuras autoridades del Concejo y de bloque?

-Hay un criterio mayoritario de que sigan las que están. De que yo siga en la presidencia del Concejo y Héctor Rosso en la del bloque. Eso se ha dado por sobreentendido. En Acción Marplatense nos caracterizamos por no tener internas como a veces tienen otros partidos. Con lo cual, esto se hace con consensos importantes. Lo que estamos charlando es cuáles son las comisiones que nos interesa tener y cuáles no. Esa va a ser la discusión de los próximos días. De hecho, el radicalismo ya está interesado en tener algunas.

Comisiones: seis para la UCR y seis para Acción Marplatense

Para Marcelo Artime, "la discusión que viene" es por la presidencia de las doce comisiones del Concejo Deliberante. Según el titular del cuerpo legislativo, "le corresponderían seis al radicalismo y seis a Acción Marplatense".

Eso, aclara, es lo que surge de la ecuación matemática que se hace para la distribución de acuerdo con los concejales que tendrá cada partido: doce Acción Marplatense, siete la UCR y cinco bloques unipersonales.

Artime asegura que, según ese cálculo, los bloques unipersonales no tendrían representación en las comisiones. "Pero, obviamente, desde el ámbito de la política, de lo democrático, corresponde que integren comisiones y que esos lugares los cedamos entre el radicalismo y nosotros. Me parece que sería muy malo institucionalmente que un concejal elegido por la gente no tuviera la posibilidad de integrar una comisión", subraya.

Comentá la nota