Artificio: Juez recusó al fiscal que lo investiga

Luis Juez apeló ayer a una nueva maniobra dilatoria, con el propósito de eludir la confrontación con las pruebas que reunió el fiscal Guillermo Marijuán para imputarlo por presunta malversación de fondos. El senador nacional recusó a Marijuán ante la jueza María Servini de Cubría. La estrategia jurídica de obstruir el proceso comenzó cuando se negó a declarar la semana pasada.

El jueves pasado, Juez se había negado a declarar como imputado en la causa que lo tiene como protagonista junto a la ex secretaria de Ambiente de la Nación, Romina Picolotti.

Ayer, el ex intendente no eludió a la prensa, como lo hizo el jueves. "Estamos denunciando al fiscal Marijuán, en donde queda claro que él ha mentido", sostuvo. "Miente el fiscal -agregó- cuando dice que no conoce qué proceso de licitación se llevó adelante para limpiar el basural de barrio Pueyrredón".

Ya la semana pasada, había solicitado la "nulidad absoluta" de la investigación de Marijuán, y su apartamiento de la causa. Ahora, dio un paso más con la recusación.

Pese a que Marijuán es indigerible en la Casa Rosada desde que provocó la caída de la ex ministra de Economía, Felisa Miceli, al investigarla en el affaire de la bolsa con dinero que apareció en su despacho, Juez tachó al fiscal de "puntero a sueldo del kirchnerismo".

"Lo que se utilizó se usó conforme a ordenanza y lo que no se ocupó, se devolvió", insistió Juez. LA MAÑANA, en la edición del lunes pasado, publicó que la ejecución presupuestaria publicada en el Boletín Municipal del 28 de mayo de 2007, durante la gestión de Juez, declaraba que habían sido gastado los 600 mil pesos presupuestados por el Acuerdo Marco Secretaría de Ambiente y Desarrollo Sustentable-Ordenanza N° 11.158. Además, la documentación enviada por el ex intendente a la Justicia demostraba que el dinero se había "invertido", por ejemplo, en cenas y en compras en el supermercado.

La causa

Juez y Picolotti fueron imputados por Marijuán por presunta malversación de fondos destinados a la ejecución de planes ambientales aunque por diferentes hechos.

Al senador se lo investiga por el presunto desvío de 600.000 pesos que le fueron transferidos para la erradicación de un basural en la ciudad de Córdoba cuando estaba a cargo de la intendencia.

Las imputaciones a Picolotti remiten a acuerdos que celebró Medio Ambiente con la Fundación Argeninta, un ente público creado para dar sustento a los proyectos del Inta, a raíz de los cuales se le concedió a esta última la suma de 67 millones de pesos y 20.000 dólares.

Los fondos se traspasaron en 11 acuerdos celebrados con el objetivo de conservar el loro hablador, la nutria, el zorro, el zorrino y la iguana, y para cubrir servicios del Plan Nacional de Manejo del Fuego, aunque en la rendición de cuentas adjuntada al expediente sólo hay facturas por compra de alimentos.

Comentá la nota