Argibay ratificó que "los fallos hay que respetarlos", pero negó que haya un "conflicto de Poderes"

La jueza de la Corte Suprema de Justicia Carmen Argibay negó que exista "un conflicto de poderes" entre el Judicial y el Poder Ejecutivo, a raíz de la intervención del jefe de Gabinete, Aníbal Fernández, en frenar un allanamiento en el sindicato de Aeronavegantes, aunque aclaró que "los fallos hay que respetarlos".
"Conflicto de poderes no hay, para que haya conflicto tiene que pasar cosas muy graves, lo que hay son distintas opiniones", dijo Argibay, quien remarcó que el Poder Ejecutivo "tiene una función y nosotros otra".

Al referirse a la intervención del Jefe de Gabinete en frenar un allanamiento judicial en el sindicato de Aeronavegantes, a raíz de una disputa entre dos listas, Argibay advirtió: "los fallos hay que respetarlos, y los que interpretamos la ley somos nosotros, lo demás podrán criticar pero no pueden dejar de cumplirla la Ley".

"La sentencia de los jueces no es simpática, siempre va a haber alguno que nos va a odiar porque hay uno que pierde. El que pierde nos va a decir cualquier cosa, y lo va a decir porque perdió. Esto es lo que está pasando", afirmó la jueza en declaraciones radiales.

Sin embargo, Argibay negó que exista "un golpe de Estado a la Justicia" tal cual lo había denunciado el presidente de la Asociación de Magistrados, Ricardo Recondo: "Yo no lo veo tan así, hay una sensación de falta de respeto a los jueces de sus fallos y eso es bastante cierto, a veces se confunde el cuestionamiento que es válido, pero lo cierto es que no se puede confundir esa posibilidad de confundir la crítica con una desobediencia".

"No está mal que alguien salga a criticar los fallos si no les gusta, hay un procedimiento judicial para llevar a un tema a última instancia, que somos nosotros", añadió.

Por otra parte, la magistrado hizo un balance "positivo" de la labor de la Corte durante el 2009, y aseguró que se ha tratado de "sacar cantidad de fallos importantes" y que se ha avanzado "en el tratamiento de causas muy viejas, que estaban desde hace tiempo en la Corte".

En cuanto al tema de los menores de edad vinculado con la delincuencia, Argibay desmintió las versiones que "dicen que todos los delitos los cometen los menores" y aseguró que "siempre hay un mayor atrás" de ellos.

"Hay problema previo de falta de inclusión, de prevención, y se agrega los problemas que tiene la fuerza de seguridad, el otro día el Ministro denunció que la Policía tiene menores para trabajar para ellos", consideró la jueza.

"La gente está muy convencido de que son los menores, y está convencido que hay que meterlos presos a todos, es un disparate, y nadie se acuerda de la pobreza, de la exclusión social, de que toda una cantidad de gente están con la sensación de que su vida no vale nada, y entonces porque ellos van a respetar la de los demás, y eso es un problema", opinó.

Si bien la jueza valoró que gran cantidad de ONG´s "vienen haciendo un trabajo para tratar de aliviar la situación" eso "no alcanza y tiene que intervenir el Estado".

Comentá la nota