Argentinos habrían perdido más de u$s500 M por Madoff.

Argentinos habrían perdido más de u$s500 M por Madoff.
Así lo indica un estudio de abogados que asesora a los damnificados por las maniobras del financista que provocó perjuicios por más de u$s50.000 M en todo el mundo.
El estudio Borda Abogados, que firmó un acuerdo con su par español Cemades & Calvo y por su intermedio, con el norteamericano Labaton and Sucharow para asesorar a los perjudicados por la estafa llevada a cabo por el financista de Wall Street Bernard Madoff, confirmó la información que ya circulaba en el sector financiero.

"Según información recibida de Europa, Estados Unidos y de nuestros propios clientes, la suma comprometida en la Argentina superaría los 500 millones de dólares", indicó al diario La Nación el socio titular del estudio jurídico, Guillermo Borda.

El letrado reveló que el estudio puso a trabajar a un equipo full time por la importante cantidad de consultas recibidas en los últimos días de eventuales damnificados, entre los que se encontrarían empresarios y famosos.

Madoff , quien elegía a sus clientes entre las personas con mayor poder adquisitivo, había presidido el mercado Nasdaq y los inversores no notaban que los réditos que obtenían provenían de los fondos de nuevos aportantes y no de ganancias reales, lo que configuró la estaba conocida como esquema Ponzi.

Por el momento, la única demanda de inversores argentinos fue presentada contra el banco Santander, que comercializaba los fondos de inversión Optimal, apenas terminada la feria judicial ante la jueza Margarita Bragalos.

Según Borda, hay argentinos que confiaron su dinero a Madoff por intermedio del Banco Santander; otros que lo hicieron en forma directa, y otros que acudieron a Madoff por recomendaciones del Santander.

Borda advirtió que "las acciones que pueden iniciarse son básicamente de carácter extrajudicial” y están destinadas especialmente para los que invirtieron en Madoff a través del Santander. La entidad financiera ofreció al estudio Cremades & Calvo Sotelo una propuesta de indemnización en la que reconoce su “mala praxis”.

Comentá la nota