"En Argentina hay una gran crisis de representación y creo que tienen que surgir nuevas fuerzas políticas"

El legislador nacional Carlos Raimundi, del bloque Solidaridad e Igualdad (SI), y candidato a diputado en cuarto lugar por Nuevo Encuentro, visitó ayer las ciudades de Saladillo y 25 de Mayo, donde mantuvo contacto con dirigentes y militantes de ese espacio político progresista, en el marco de la campaña electoral.
Raimundi, que proviene de las filas del Radicalismo y pasó luego por el Frepaso y el ARI, hoy integra Nuevo Encuentro, agrupación que lidera el intendente de Morón, Martín Sabbatella.

En el local de Nuevo Encuentro de Saladillo, Raimundi fue presentado por el candidato a senador provincial, Daniel Salomón, quien estuvo acompañado por candidatos de la lista de concejales y consejeros escolares, entre ellos Sergio Fiorotto y Mirta Irigoin. En 25 de Mayo, entre otros, estuvieron Carlos Bertoni y Luis Fallet.

Nuevo Encuentro es una alianza conformada por diferentes vertientes de la centroizquierda, tal es el caso Encuentro por la Democracia y la Equidad, Libres del Sur, CTA, SI, entre otros.

"Somos gente con trayectoria y militancia que intenta construir un espacio progresista, nacional y popular y que busca democracia e igualdad, dos valores que se han perdido (en nuestro país)", expresó ayer Salomón.

Nuevo espacio

En rueda de prensa, Raimundi indicó que "hay que dejar las vanidades y personalismos" de lado y "acompañar la propuesta" de este nuevo espacio político que, según sus palabras, es "muy necesario" para la Argentina.

Si bien reconoció que "es difícil" instalar esta nueva alternativa política, sobre todo en los pueblos del interior, donde los dos partidos mayoritarios (UCR y PJ) gobiernan desde hace tiempo, el diputado consideró que hay que seguir trabajando para demostrar que otro país es posible.

En los distritos del interior existe un "contacto directo" entre los dirigentes y los vecinos. Hay incluso "lealtades que justifican" la adhesión de la gente a determinado partido político y "le cuesta salir".

"En el interior el arraigo a las fuerzas tradicionales es muy fuerte, y lo nuevo aparece como incierto. El Conurbano es otro de los lugares donde nos cuesta mucho llegar y eso obedece al clientelismo de quienes gobiernan esos distritos. Son lugares donde la pobreza es grande y la gente tiene necesidades primarias. Allí impera el aparato de los intendentes justicialistas que, en lugar de darle dignidad, necesitan tener a la gente sometida. Desde nuestra agrupación tratamos de imprimir seriedad, transparencia y gestión. Con perseverancia, vamos a llegar", subrayó.

Partidos tradicionales perimidos

Raimundi manifestó que los dos grandes partidos políticos (UCR y PJ), que nuevamente van a "polarizar" las elecciones legislativas, "son responsables" de la situación que hoy vive la Argentina.

El legislador expresó que en los ’80, al retornar la democracia, la gente "tuvo esperanzas". Sin embargo, en los años posteriores se dio cuenta que los dirigentes, principalmente del Justicialismo y del Radicalismo, hacían todo lo contrario a lo que decían. "Hace más de 15 años que me fui de la UCR. Pasé por el Frepaso y por el ARI, y siempre me mantuve en la misma línea. Con aciertos y con errores, he tratado de consolidar en la Argentina una alternativa… En nuestro país hay una gran crisis de representación y creo que tienen que surgir nuevas fuerzas políticas", opinó.

En tanto, cuestionó que una vez más estamos ante la presencia de una nueva "interna del Justicialismo" y manifestó que hoy los dirigentes están discutiendo quién dirigirá el PJ de cara a las elecciones presidenciales de 2011.

Para el diputado, la política está "divorciada del mundo de las ideas" y sostuvo que estamos en presencia de una "campaña ausente" de propuestas.

Raimundi manifestó que la semana pasada "estuvo en el candelero" un juez de la política que "se prestó" a la campaña electoral, con relación a las acusaciones que pesan sobre Francisco de Narváez (Unión-PRO). Según el legislador, De Narváez está comprometido con causas que lo vinculan directa o indirectamente "con el mundo de las drogas".

"¿Nos merecemos esto? Si buscamos una alternativa, veremos que la que aparece en las encuestas es el Radicalismo, que hoy es una estructura rentada en busca de un líder. La verdad es que la Argentina merece otra cosa y estoy convencido de que hay un montón de gente que le dirá que no a todo eso. Ni en la UCR ni en el PJ hay convicciones. No queremos eso para el país", dijo. Según Raimundi, muchos votan "a candidatos que expresan algo".

"La política se está desnaturalizando. Hay que discutir valores e ideas", señaló. "No puede ser" que un político mida más o menos en las encuestas porque esta semana estuvo en "Gran Cuñado", programa de TV que conduce Marcelo Tinelli. Finalmente, expresó que Nuevo Encuentro no es una agrupación política que agota todos sus recursos en la crítica. Es un espacio con ideas y propuestas. "Detrás de la crítica, hay un valor", enfatizó.

"El Gobierno maltrata

a los pequeños productores"

El diputado Raimundi sostuvo que el Gobierno nacional "se manejó pésimamente" durante el conflicto agropecuario.

El legislador opinó que las autoridades debieron "reconocer el error" que cometieron con la famosa Resolución 125, sobre retenciones móviles, y dijo que el Gobierno debería gravarle a los que monopolizan la renta agropecuaria y no a los chacareros.

"El Gobierno puso en una misma bolsa al que especula con el campo y al pequeño productor, y eso fue un error tremendo", dijo. "Una cosa es gravar la renta del campo en los mercados financieros y otra totalmente distinta es el productor chico o mediano, al que hay que ayudar", agregó.

A su vez, indicó que el Gobierno está "maltratando al productor" que quiere sembrar trigo y no puede. Inexorablemente, lo lleva a producir soja. Ese mismo maltrato se observa hacia los tamberos. En tanto, señaló que desde el Gobierno "hay que estimular al productor para que formalice la situación laboral del trabajador rural".

Comentá la nota