La OPS aprobó al laboratorio santafesino que hace los análisis

Junto con el Malbrán, científicos de la Organización Panamericana de la Salud auditaron el centro que determina si las personas tienen o no gripe A
Representantes de la Organización Panamericana de la Salud (OPS) y del Instituto Nacional Carlos Malbrán, junto con autoridades del Ministerio de Salud de la provincia recorrieron el miércoles 1 el Centro de Especialidades Médicas Ambulatorias de Rosario (Cemar), donde se realizan los estudios para determinar los casos positivos de gripe A (H1N1).

"Las autoridades vinieron a conocer de cerca cómo estamos trabajando, porque es la primera experiencia que se realiza en el país de descentralización desde el Malbrán hacia otro laboratorio estatal", explicó la directora provincial de Farmacia, Bioquímica y Droguería Central, Beatriz Martinelli.

De la recorrida y posterior reunión participaron, junto a Martinelli, el coordinador de redes bioquímicas del gobierno de Santa Fe, Eduardo Anchar; la subsecretaria de Salud de la Municipalidad de Rosario, Karen Liljesthrom; la viróloga y representante de la OPS, Marta Giria, y la jefa de redes del laboratorio del Instituto Malbrán, Mirta Carlomagno.

La tecnología necesaria

Martinelli aseguró que los visitantes "se llevaron una buena impresión; les pareció un laboratorio muy bien equipado y destacaron la labor de las personas que están a cargo, porque comprobaron que están bien capacitadas y que poseen los conocimientos de todo el proceso".

Asimismo, la funcionaria señaló que la realización de los estudios en el Cemar es posible "porque tenemos el personal entrenado y capacitado; por eso tan rápidamente pudimos implementar y desarrollar la técnica conocida como PCR Real Time", que demandó al Estado provincial una inversión de 33 mil dólares.

Martinelli explicó que las pruebas se les realizan a "aquellos pacientes que se internan con complicaciones respiratorias, para confirmar si padecen gripe A".

No automedicarse

Por otra parte, Beatriz Martinelli subrayó la necesidad de que "la población no se automedique, que el remedio (Tamiflú) no se tome por las dudas y que se lo utilice racionalmente, sólo bajo prescripción médica".

"En una gripe común nunca se toman antivirales, por eso (los medicamentos) están indicados para los grupos de riesgo que son aquellos que pueden tener alguna complicación, entre los que se consideran personas mayores de 65 años, personas con enfermedades respiratorias, embarazadas y niños menores de 2 años, que son especialmente vulnerables".

La funcionaria enfatizó, además, que el criterio empleado desde el ministerio para la entrega de medicamentos es "sólo a los grupos de riesgo y a aquellos pacientes que tienen complicaciones y deben ser hospitalizados", cuestión que se explica "por la posibilidad de generar resistencia al virus".

En cuanto a la prevención, Martinelli insistió sobre la importancia de lavarse periódicamente las manos y aclaró que "el uso del alcohol en gel tiene el mismo efecto que lavarse con agua y jabón, o con alcohol líquido".

Comentá la nota