Aprobaron en el HCD el ordenamiento territorial de la ciudad

Fue aprobada la ordenanza Ordenamiento Territorial y Uso del Suelo de la Municipalidad de Colón.
Se trata de una de las normas fundamentales para el ordenamiento de la ciudad ya que allí queda diseñada las distintas áreas comerciales, residencias de distinto tipo, la zona fabril, los lugares convenientes para que la ciudad se extienda, aspectos urbanísticos, paisajísticos, convenios de convivencia que a largo plazo corrijan situaciones pre existentes y tantas otras cuestiones que distinguen a la ciudad.

El Departamento Ejecutivo Municipal convencido que el ordenamiento existente había caducado, lo que ocasionaba problemas de convivencia entre vecinos, decidió encarar un trabajo serio y para ello optó por contratar la Cooperativa Terratorium, compuesto por un grupo de profesionales de distintas disciplinas asociados para asesorar y brindar servicios a instituciones y organizaciones públicas y privadas en cuatro áreas de trabajo. Estas cuatro áreas de trabajo se articulan transversalmente con una perspectiva de planificación comunicacional y fortalecimiento institucional. Una cooperativa de profesionales que brinda servicios de consultoría, sostenida por un equipo de personas con experiencia e inquietud en diferentes campos de la docencia, una responsabilidad compartida en la toma de decisiones vinculadas tanto al desarrollo de los proyectos como a las formas de organización.

Tras una labor minuciosa, la empresa entregó el trabajo al Ejecutivo quien, finalmente, como proyecto de ordenanza lo elevó al Concejo Deliberante el 30 de octubre del año pasado. El cuerpo se constituyó en Concejo en Comisión y tras casi un año de análisis resolvió hacer algunas modificaciones, no de fondo, sino aspectos de redacción y alguna flexibilización en algunas cuestiones puntuales.

El lunes por la noche fue aprobado por unanimidad y con elogios de los disertantes de los distintos bloques. Stella Maris Simonovich dijo "surgió tras un buen trabajo en Comisión, y tras una buena participación ciudadana, contiene 481 artículos y debe reconocerse el acompañamiento y asesoramiento de los profesionales de Obras Públicas, no solo por habernos recibido sino por haber venido cuando lo convocamos ante las dudas que se presentaban".

Carlos Reybet dijo, "contiene puntos novedosos o de avanzadas, principios de transparencia, información urbanística, principios de sustentabilidad ambiental, la creación de la oficina de planeamiento y desarrollo territorial, creación del Consejo de Participación Territorial, del foro de desarrollo urbano, de un bando de tierra municipal, los distritos de urbanización prioritaria, que son temas que no estaban previstos en la norma y que cualquier ciudad con pretensiones debe tenerlos incorporados, los premios de incentivos y, - dijo – en otros capítulos, los informes de pre factibilidad o de localización de actividades, incorpora cuestiones ambientales, como por ejemplo forestación, barreras arquitectónicas, explicó.

Marcelo Martínez dijo sentirse orgulloso por la aprobación de ese tipo de ordenanza."Cuando se decide hacer la convocatoria, surgió la duda si íbamos a traer una empresa de raíz inmobiliaria o un organismo social. A medida que fuimos recorriendo el camino nos dimos cuenta que era lo segundo y tenemos la satisfacción de saber que se logró un producto de calidad. Una buena norma tiene que estar acompañada por un gobierno que la proteja. Es para todos los gobiernos, es para treinta años, es para todos los que vengan hasta que esta sea necesario modificar", dijo también. En ese mismo sentido, con otros conceptos hablaron los concejales Javier Fidalgo y Jorge Puras. Ahora el tema pasa a la Provincia para su aprobación definitiva.

Comentá la nota