APODERADO Y CONTADOR DIJERON QUE NO RECIBEN INDICACIONES DE CATENA Trabajadores tomaron LU33

Aire: los trabajadores garantizaron la salida de la emisora. Los programas seguirán. Ya se iniciaron gestiones para el cobro de deudas publicitarias. Un contador y el apoderado, puestos por César Catena admitieron que como está no se sabe como seguiría la radio.
Los trabajadores de LU33 y FM Power, al no tener respuesta por el retraso salarial de los últimos meses y la falta de pago total de noviembre, tomaron la radio. La decisión se adoptó en una asamblea, luego que la coordinadora que tiene la emisora Rosana Bailo consultara al actual dueño y quien toma las decisiones que involucran el manejo empresarial, Cesar Catena, y no tener ningún tipo de respuesta.

Esa última actitud, cuando Catena no atendió el llamado de Bailo, decidió a los trabajadores a tomar la radio, inmersa en un desmanejo gerencial y falta de pago de los salarios. Hubo un momento de tensión cuando la coordinadora llegó con un abogado y un escribano al lugar, pero fueron invitados a salir y esperar la llegada de la abogada de los trabajadores.

Fue pocos después de la toma, cerca de las 14 horas, cuando Rosana Bailo se presentó con el abogado Francisco Marull y el escribano Hipólito Altolaguirre. La coordinadora pretendía conocer lo que pasaba. Entonces los trabajadores convocaron a su abogada, Vanesa Ranocchia Ongaro. Fue un momento cargado de tensión, incluso fue convocada la Policía para evitar un desborde.

Desde hace siete días los trabajadores vienen planteando su reclamo salarial. En la reunión estaban presentes el contador Rosendo Peralta, el apoderado de la firma Bernabé Sánchez y la coordinadora Rosana Bailo.

Peralta explicó que había algunos cheques al cobro por publicidad, y que una vez que se cobraran, se imputarían al pago de los salarios. No dio precisión de cuándo ocurriría esto y que durante los últimos dos meses todos los ingresos fueron al pago de los salarios. El contador reconoció que “en el actual estado de situación, resulta imposible cubrir los costos operativos de la radio, y reconoció que no recibe ningún tipo de instrucciones sobre el modo de seguir operando, y que incluso ni le responden los correos electrónicos, que es el medio de comunicación que mantiene con las autoridades de la empresa”, según expresaron los trabajadores en un acta de la asamblea.

Por su parte, el abogado Bernabé Sánchez dijo que tampoco tiene instrucciones ni cómo proceder para el pago del salario de diciembre y el aguinaldo. Y reconoció que se incumplió el compromiso asumido en la dirección de Relaciones Laborales de que los sueldos estarían abonados el lunes 15 de diciembre.

Entonces los trabajadores expresaron su opinión. Hubo coincidencia en señalar el estado “terminal” de la situación del conflicto. El delegado Daniel Blandi propuso consultar al propietario de la radio por los reclamos de los trabajadores. En ese momento, Rosana Bailo pidió un cuarto intermedio para comunicarse con César Catena a quien identificó como el propietario de la emisora. Unos minutos después la coordinadora volvió y dijo que no se pudo comunicar con Catena.

En ese momento los trabajadores resolvieron la toma de la radio por la siguiente situación:

“1) falta de pago del los salarios del mes de noviembre; 2) Imposibilidad de los pagos sucesivos en las actuales condiciones financieras de funcionamiento de la empresa, tal como informara el contador Peralta, lo que lleva a que tampoco se garantice el inminente pago de los salarios y aquinaldo del mes de diciembre; 3) situación de precariedad laboral a la que se arriba ante la ausencia de interlocutores válidos antes los propietarios de la empresa (a quienes se desconce) y los trabajadores; 4) la necesidad de tener una respuesta urgente del COMFER sobre el reclamo ante ese organismo con fecha 4 de diciembre pasado, relacionado con la vigencia o no de la licencia oportunamente concesionado a Radiodifusora Pampeana”.

Comentá la nota