Apertura de sesiones y un fuerte discurso político

Ante el Concejo Deliberante, Mauricio Ibarra centró la mayor parte de su mensaje en conceptos políticos. Habló de la construcción de un nuevo espacio y no descartó ser candidato a diputado nacional como paso previo a las generales de 2011.

El escenario buscado era el propicio para dar claras definiciones políticas, ya que como se conoce, los órganos deliberativos son la caja de resonancia política por excelencia. Así fue que Mauricio Ibarra bajó un mensaje directo al corazón de la política sanjuanina, pero principalmente el núcleo duro del justicialismo. Si quedaban dudas sobre cuál era el camino que iba a tomar, uno de los intendentes que mayor cantidad de votos sacó en las últimas elecciones, quedaron totalmente despejadas.

En uno de los primeros párrafos del corto mensaje, que demandó algo más de media hora de lectura, aclaró que no confrontará con el gobierno provincial de José Luis Gioja. “Algunos estarán esperando palabras dirigidas a quienes gobiernan la provincia de San Juan. Lamento defraudarlos, pero nuestra concepción política tiene la mirada puesta en el futuro de todos los sanjuaninos. Sería mezquino pensar en intereses individuales o partidarios, e imperdonable para nosotros repetir los errores que otros dirigentes cometieron en el pasado”, manifestó.

Luego de varias definiciones respecto al armado político que está encabezando, Ibarra dio el párrafo más claro y contundente a la hora de clarificar sus próximos pasos. “Siento que se acercan tiempos de definiciones. Y seguramente la gran definición que tomaremos será la de lanzarnos a la construcción de un San Juan que sea verdaderamente para todos. En ese San Juan que viene no habrá veredas opuestas, no habrá quienes estén con nosotros o en nuestra contra. Tampoco habrá necesidad de portazos. En el San Juan que viene se podrá disentir con libertad, se podrá opinar sin temor, se podrá vivir sin miedo”, sostuvo.

Un párrafo específico fue dirigido al actual diputado departamental Hugo Díaz, quien no aceptó seguir a Ibarra en la construcción de una alternativa fuera del justicialismo. “Son épocas para asumir compromisos con las más puras esencias de la política. Son épocas para reivindicar a quienes estuvieron antes con nosotros, pero también son épocas para promover los grandes cambios que sustentarán el futuro”.

¿Lanzamiento?

Luego del discurso y un tanto más relajado, Ibarra profundizó su línea de pensamiento y no cerró la puerta para una posible candidatura a diputado nacional, como la previa a las generales de 2011.

“Éste es el lanzamiento de un espacio de pensamiento, es el lanzamiento de una pretensión política que viene desde el corazón y desde las convicciones, es el lanzamiento de una nueva época en esta provincia donde el diálogo, el equilibrio tiene que ser la regla rectora. Me parece que está comenzando una nueva etapa de la política sanjuanina y lo que espero es que sepamos construirla. Me animo ser útil para todos los sanjuaninos y si eso implicar ser candidato a diputado nacional para poder dar el gran paso en 2011, estoy dispuesto a darlo. Hace 14 años que comencé a hacer política y siempre lo hice en cargos electivos. A mí me gustaría seguir siendo electivo siempre, que la gente me evalúe, que la gente defina y es por eso que me animo a hacer lo que tenga que ver por el bien de los sanjuaninos”, dijo Ibarra. Con estas afirmaciones el jefe comunal lo que hizo fue blanquear su posición y comenzar a mostrar, oficialmente, las cartas que va a poner sobre la mesa.

Comentá la nota