Antes de reunirse con Scioli, Das Neves pidió no desconocer el mensaje de las urnas

El gobernador de Chubut hizo esa evaluación pocas horas después de que la Presidenta minimizara la derrota; planteó que el domingo hubo un "voto castigo" y reclamó "aires nuevos" para el PJ
Con el respaldo del rotundo triunfo del kirchnerismo en su provincia y ya lanzado a la pelea presidencial de 2011, el gobernador de Chubut Mario Das Neves rechazó de plano y en duros términos la evaluación del Gobierno sobre el revés electoral del domingo, horas antes de reunirse con Daniel Scioli.

"No reconocer que hubo un llamado de atención es negar la realidad", lanzó el gobernador pocas horas después de que la presidenta Cristina Kirchner minimizara la derrota en una conferencia de prensa que ofreció ayer en la Casa Rosada y que fue su primera aparición pública tras las elecciones.

Das Neves ratificó su aspiración presidencial para 2011, aseguró que el justicialismo necesita "aires renovables" y que "lo malo sería" que el oficialismo "tenga pocos" postulantes "y sean los mismos de siempre".

En el mismo sentido, aseguró que "la gente quiere que se gobierne con más sentido común, con más lógica" y no con lo que describió como "la lógica del amigo y del enemigo" a la que calificó de "peligrosa".

"Voto bronca". En línea con Roberto Lavagna, que más temprano había atribuido los resultados del domingo a la proliferación de un "voto castigo", añadió: "La clase media, media baja y media alta tomó la la decisión a lo largo y a lo ancho del país de generar un voto bronca, un voto negativo hacia el gobierno nacional".

En este punto se sumó al pedido de que la Presidenta aproveche la coyuntura para convocar a distintos sectores al diálogo, algo que ya habían sugerido varios dirigentes de la oposición y hasta el vicepresidente Julio Cobos. "La gente ya se expresó. Ahora hay que abocarse fuertemente a los temas que hay que resolver. Es un buen momento para que la Presidenta nos pueda convocar".

Por otra parte, en declaraciones a La Red, se refirió a la situación del PJ, a cuya titularidad renunció ayer Néstor Kirchner, y a sus planes personales para 2011. "En el peronismo tienen que venir aires renovables y nosotros desde el interior tenemos el derecho. Aspiraciones tenemos todos. No es malo que el país tenga aspirantes para 2011. Lo malo sería que tenga pocos [postulantes] y que sean los mismos de siempre", concluyó.

"Abrir las puertas". También el gobernador de San Juan, José Luis Gioja, reclamó mayor diálogo dentro del PJ. "El paso al costado de Kirchner es importante. Ahora tenemos que abrir las puertas todo lo que se pueda para que a Cristina le vaya bien, pueda gobernar bien".

Enseguida, se refirió a la "misión" que espera a Daniel Scioli, que quedó al frente del partido. "Va a tener que generar los pasos que hacen falta para generar consenso y convocar a todos para analizar lo que pasó y fijar reglas de juego bien claras para 2011", planteó.

Comentá la nota