Ante las críticas, Massot expresó que está "orgulloso de pertenecer" a su familia

Ante las críticas, Massot expresó que está

El presidente del bloque de diputados nacionales del PRO, Nicolás Massot, respondió hoy con vehemencia a sus pares kirchneristas Juan Cabandié, Horacio Pietragalla y Agustín Rossi por haber relacionado en los últimos días su apellido con la última dictadura militar, y se manifestó "orgulloso de pertenecer" a esa familia.

Tras aclarar que no respondió ayer para no interrumpir la sesión en la que se debatía la reforma previsional, el diputado macrista justificó, además, la decisión de haber hecho una presentación judicial por los incidentes ocurridos el jueves último en el recinto de sesiones.

En ese sentido, recordó que "en los dos últimos años los diputados (Luciano) Laspina y (el presidente de la Cámara, Emilio) Monzó, fueron objeto de denuncias judiciales".

"Tengo que pensar que hubo mala fe en sus comentarios o, lo que es mucho peor, que ha habido una utilización política de su historia", remarcó el diputado por Córdoba refiriéndose a Cabandié.

En ese sentido indicó: "En vez de mirar para este sector, fíjese que está sentado a tres bancas del jefe de César Milani", en referencia al titular de la bancada kirchenrista, Agustín Rossi, que como ministro de Defensa tuvo como jefe del Ejército al militar procesado y detenido por delitos de lesa humanidad.

A Pietragalla, también hijo de desaparecidos, le dijo que se siente "orgulloso y agradecido de la familia" a la que pertenece, y también de su "apellido"; e insistió con que "miren al que hoy conduce ese bloque, es quien designó a un genocida hoy preso"

A Rossi, que lo había tratado de "botón", el diputado oficialista le respondió: "Si ser botón es buscar justicia, prefiero ser botón y no encubridor del peor atentado de la historia", en referencia a la política del kirchnerismo con Irán y su relación con la voladura de la AMIA.

Cabandié había considerado a la familolia Massot "responsable de desapariciones y dueña de elementos propagandísticos que avalaron la dictadura".

Por su parte, Pietragalla había dicho que "cuando se habla de responsabilidad económica y mediática, casi siempre se da una ecuación muy simple", y señaló que "la familia de Massot entregó a trabajadores organizados -del diario bahiense La Nueva Provincia-; y esto pasó en todas las patronales durante la dictadura".

A su turno, Rossi ratificó que le parecía "una botoneada de Massot" el hecho de llevar a la Justicia lo que sucedió el jueves dentro del recinto, e insistió en que lo que buscaron desde el Frente para la Victoria-PJ fue "evitar una sesión irregular".

Tanto Massot como Cabandié, Pietragalla y Rossi se mantuvieron tranquilos en cada uno de sus discursos, aunque los macristas Silvia Lospennato, Eduardo Amadeo y Fernando Iglesias, con comentarios fuera de micrófono, obligaron reiteradamente al presidente Monzó a llamarlos al orden.

Coment� la nota