La ANSeS recibe más plata, pero no ajusta los beneficios

El organismo ganará $ 8.524 millones este año por intereses que cobra por sus activos.
Por los intereses que cobrará por las colocaciones financieras que estuvo realizando este año, la ANSeS tendrá ingresos extras por 8.524,87 millones de pesos. Y estima que va a percibir sumas similares tanto en 2010 como en 2011.

No obstante, el organismo encargado de administrar y pagar las jubilaciones no prevé usar ese dinero en el pago de beneficios.

Según los números oficiales, con los ingresos normales por aportes y contribuciones y por la parte impositiva que va a la Seguridad Social, el organismo previsional puede financiar sus gastos corrientes. Y aún así, le quedaría un superávit de entre 3.500 millones y 7.500 millones.

Así figura en el Plan Estratégico ANSeS 2009-2011 y también en el proyecto de Presupuesto 2010 que cuenta con media sanción de Diputados. En 2010, los intereses a cobrar sumarían $ 8.404 millones y $ 8.997 millones en 2011.

El dato cobra importancia en momentos en que la Sala II de la Cámara Nacional de la Seguridad Social autorizó, por vía cautelar, el reajuste inmediato de los haberes de los jubilados que recibieron menos de lo ordenado por la Corte en el fallo Badaro, como adelantó Clarín en la edición del sábado pasado. Y además, suman varios miles los jubilados que iniciaron demandas por cobrar menos que lo que determina la Justicia. Pese al caudal de fondos, la ANSeS tampoco prevé aumentar el seguro de desempleo, que se ajustó en 2006 y que tiene un tope de $ 400.

Los intereses corresponden a plazos fijos, obligaciones negociables, acciones, títulos públicos y otros papeles en los que la ANSeS tiene invertido el Fondo de Garantía del sistema. Ese Fondo, que suma, a valores de mercado 134.602 millones de pesos, se constituyó con los excedentes pasados de la ANSeS más los fondos transferidos de las AFJP.

Ese Fondo se valorizó mucho en las últimas semanas por la suba que registraron las cotizaciones de los títulos públicos.

Los intereses corresponden a esas inversiones, al margen de la valorización que tuvo el Fondo por la mejora de las cotizaciones de los bonos oficiales.

Por tratarse de un Fondo de Sustentabilidad del Sistema, los funcionarios sostienen que los intereses no deben utilizarse para el pago de los beneficios corrientes, mientras el sistema se autofinancia y tiene superávit. Así, el Fondo quedaría como una reserva frente a la eventualidad de un desfasaje.

Sin embargo, sin desconocer esa finalidad, muchos especialistas previsionales sostienen que, en parte, la ANSeS tiene superávit porque no ajusta los beneficios por la inflación, como el caso del seguro de desempleo, y porque no extendió a todos los jubilados el ajuste fijado por la Corte Suprema en el caso Badaro.

Y consideran que se deberían destinar parte de esos fondos a regularizar los haberes y beneficios del sistema.

Comentá la nota