Ansaloni: "El de las faltas es un tema político que presentó el AMIC"

Ayer tuvo lugar una reunión del Concejo en Comisión donde se analizó el pedido del bloque del AMIC de sancionar el concejal, Pablo Ansaloni por sus ausencias a las reuniones del Concejo Deliberante.
Como lo había solicitado el presidente del Cuerpo, Pablo Pino, la Secretaría presentó un detalle con las ausencias de los concejales a las sesiones públicas en los dos últimos años. Allí surge que el que más faltó fue el concejal Ansaloni, mientras que en segundo lugar, Javier Fidalgo. Sin embargo, tal como lo habíamos señalado, según nuestros propios datos, el primero faltó a las sesiones ordinarias, mientras que el hombre de Todos por Colón, nunca estuvo ausente, sus faltas corresponden a sesiones extraordinarias o de último momento.

Ansaloni sostiene "pertenezco a un bloque unipersonal, en este 2009 se llevaron a cabo 25 sesiones de las cuales falté a cuatro, mientras que el bloque que pidió se me sancione tienen seis faltas, queda claro que ese bloque faltó más que el mío".

A continuación sostuvo que este tema tiene un trasfondo político, "se sabe que es así, y para mí – aclaró – esto se debe a lo ocurrido en la antepenúltima sesión cuando se trató el Presupuesto 09. Tuvimos un entredicho con el bloque del AMIC, a pesar de que nunca hasta ahora me había prendido, ni participado en ese tipo de cosas. Lo único que puedo decir es que el pueblo a mí me votó para que decida, me puedo equivocar, pero no voy a votar a conciencia en contra de los vecinos, y en el 2008 cuando voto a favor el presupuesto se me tilda de oficialista, en cambio cuando este año lo votan ellos dicen que es una cuestión política, de modo que esto que ahora pasó es la respuesta a mis dichos, por lo tanto, el de las faltas es un tema político que presentó el AMIC".

A su vez, Fidalgo sostuvo, "en lo que respecta a las sesiones ordinarias tengo una asistencia perfecta, y cuando hablamos de extraordinarias se trata de sesiones que duran ente cinco o quince minutos para tratar un determinado tema que ya lo discutimos en comisión y anteriormente en el recinto, de ahí que la presencia no sea tan vital. Por lo tanto, - continuó - en lo que respecta a reuniones ordinarias y demás funciones del concejal trabajo, asumí la carga pública en forma impecable y las faltas son en reuniones que se programan sin tiempo de anticipación y que, por las actividades que uno desarrolla habitualmente complican, pero no son tantas y, además, está la cuestión central, por ser un bloque unipersonal en estos casos puntualmente, por ahí se deja de lado esa reunión extraordinaria y se le da prioridad a otros temas importantes que estaban programados con anterioridad".

."Además, - dijo luego - una demostración de cómo asumo la carga pública es que participo de todos los temas, en todos los ámbitos, en el Concejo en Comisión, en la Comisión del Arbolado, de Terratorium, y acá no se reparten los temas, sino que llego al recinto con todos absolutamente estudiados y además tengo más de setenta proyectos presentados".

El tema no se cerró, seguramente, en la próxima reunión el dictamen del Concejo Comisión dirá cual es la resolución final sobre el tema de las ausencias a las sesiones del HCD.

Comentá la nota