Analizan los bienes de un secretario de Cristina Kirchner

El juez Bonadío investiga sus declaraciones juradas ante la AFIP y la Oficina Anticorrupción
El juez federal Claudio Bonadío pidió a la AFIP y a la Oficina Anticorrupción las declaraciones juradas de bienes que presentó uno de los secretarios de Cristina Kirchner, Fabián Gutiérrez, en la causa en que se lo investiga por presunto enriquecimiento ilícito, dijeron fuentes judiciales a LA NACION.

Bonadío averigua la situación patrimonial del funcionario presidencial, que cobra 15.000 pesos por mes desde hace seis años, para determinar si es posible que construyera una moderna casa de dos plantas en El Calafate, que el propio Gutiérrez llama la "Casa del Millón".

No obstante, el funcionario dijo que la vivienda -que está terminando de construir- no cuesta más de 300.000 dólares. La casa tiene unos 480 metros cuadrados y está construida sobre un lote de 1000 metros cuadrados a la entrada de la ciudad. Cuenta con un gimnasio de 40 metros cuadrados, una sala de juego y una pileta climatizada.

El fiscal Guillermo Marijuán le había pedido al juez Bonadío que, además, solicitara al juez federal de Santa Cruz que realizara una inspección ocular, acompañado de integrantes de la Policía Federal para que tomen fotografías del lugar y levanten un croquis.

Pero el juez hizo lugar a todas las medidas que había solicitado el fiscal, excepto esta última. Su respuesta fue: "Téngase presente".

La denuncia sobre la existencia de la vivienda y su posible valuación la hizo pública el portal de noticias OPI Santa Cruz y así comenzó a investigar la Justicia.

Bonadío pidió entonces todas las declaraciones juradas de ingresos del secretario de Cristina Fernández desde que llegó a la función pública. Estas incluyen las que están depositadas en la Oficina Anticorrupción y las de la AFIP, a la que le solicitó copia certificada de las declaraciones de bienes personales y del impuesto a las ganancias que presentó Gutiérrez.

El patrimonio de Gutiérrez aumentó más de siete veces desde que acompaña a los Kirchner. Ingresó en 2003 con $ 52.590 y, en 2008, reconoció bienes por más de $ 400.000, según las declaraciones juradas de bienes que presentó el funcionario en la Oficina Anticorrupción.

Además, Bonadío pidió a la Anses un informe sobre sus aportes previsionales y solicitó a los registros de propiedad automotor e inmueble que le dijeran si el funcionario tiene vehículos registrados a su nombre y si tiene otras propiedades en Santa Cruz y en Buenos Aires.

También Bonadío mandó un oficio al Registro Público de Comercio de Santa Cruz para que le informe quiénes constituyen la sociedad Consur, que construyó la casa, y a la Municipalidad de El Calafate, para que le envíe copia del expediente que se abrió para autorizar la construcción de la vivienda.

Además de Gutiérrez, otro secretario presidencial, Isidro Bounine, es investigado por la Oficina Anticorrupción. Su patrimonio creció 50 veces en 3 años, hasta llegar a casi 750.000 pesos.

Comentá la nota