UTA amenazó con parar el fin de semana largo: negocian con el gobierno

La Unión Tranviarios Automotor (UTA) amenazó ayer por la tarde con paralizar los servicios de larga distancia desde mañana y durante el fin de semana largo en todo el país. Después de arduas negociaciones, gremio y gobierno pasaron a un cuarto intermedio para hoy.
El motivo de la anunciada medida de fuerza (común cuando se vienen épocas de minivacaciones que les da a los choferes mayor poder de negociación) es la "falta de respuesta" de los empresarios a sus reclamos salariales.

En ese marco, la dirigencia de la UTA fue citada de "urgencia" por el ministro de Trabajo de la Nación, Carlos Tomada, para buscar una solución. La entrevista dio fin a las 20, cuando se pasó al cuarto intermedio y las partes acordaron seguir discutiendo hoy. En este nueva reunión se analizarán las variantes de la negociación que eviten un paro del servicio de larga distancia durante el fin de semana del lunes 25 de mayo.

"La UTA no puede seguir tolerando la falta de respeto de los empresarios que hasta ahora no concedieron a los conductores de larga distancia los 400 pesos de aumento salarial no remunerativo retroactivo a enero pasado que acordó con el gremio", justificaron los dirigentes de la UTA. "Fuimos bastante tolerantes con ellos pero todas las posibilidades de diálogo para alcanzar un acuerdo se han desgastado", aseguró un vocero del gremio.

Además, el sindicato pidió disculpas por anticipado a los usuarios de transporte automotor de larga distancia por la decisión que adoptó para reforzar su reclamo por el aumento salarial de 400 pesos no remunerativos y retroactivos a enero pasado que la UTA acordó en marzo último con los empresario.

En esa fecha, el gremio pactó con las cámaras empresarias esa suma para los conductores de ómnibus de corta, media y larga distancia. "Si el aumento salarial no aparece, el paro en el servicio de larga distancia se concretará desde la tarde del viernes y no se podrá viajar en este fin de semana largo", fue la amenaza, ya conocida en estas fechas.

Fue en ese marco que el ministro Tomada resolvió actuar en la emergencia y llamar a la reunión que ayer consumió buena parte de la tarde. Hoy seguramente se conocerá el desenlace del renovado conflicto, al menos que las partes esperan hasta última hora del viernes, en que los andenes se llenan de pasajeros.

Comentá la nota