El ambientalista Darío Moreno murió tras dispararse con un arma

El ambientalista Darío Moreno murió tras dispararse con un arma
Estaba en su finca en el barrio Los Robledos y se descerrajó un tiro en la sien. Incluso Greenpeace lamentó su deceso.
Aproximadamente a las 15.30, la Comisaría departamental de Tinogasta recibió el llamado de un vecino, quien daba cuenta de la triste noticia.

En una vivienda del barrio Los Robledos se encontraba sin vida el cuerpo de Darío Julián Moreno, de 43 años. El hombre habría tomado la trágica determinación de efectuarse un disparo con un arma de fuego en la sien.

Moreno vivía en una finca a la que había denominado “Tranco Manso”. Allí fue encontrado por su expareja, una de sus hijas y dos vecinos. Pese al disparo recibido, el hombre aún se encontraba con vida, por lo que rápidamente se diligenció una ambulancia hacia el hospital de la localidad, donde los facultativos intentaron estabilizarlo, pero el esfuerzo fue en vano.

En el momento de la drástica decisión se habría encontrado en una habitación distante a 50 metros de sus familiares y amigos, por lo que nadie pudo impedir la fatalidad.

En el lugar del hecho se constituyeron los efectivos policiales y se dio inmediata intervención a la fiscal de Instrucción de la Quinta Circunscripción judicial, Silvia Liliana Álvarez, quien impartió las directivas a seguir. En este sentido, se ordenó el alojamiento del cuerpo de Moreno en la morgue y se solicitó el arribo de una comisión de peritos forenses, criminalísticos y de homicidios para tomar todo el material probatorio que permita establecer que fue un suicidio y descartar cualquier otro tipo de sospecha.

Lucha antiminera

Moreno integraba desde hacía años la asamblea de Tinogasta, que reclamaba por el derecho a vivir en un ambiente sano sin el impacto que producen las minas en la población.

Referente de lucha para sus iguales, cobró específica notoriedad en febrero de este año cuando se produjo el desalojo de los cortes de ruta selectivos a 700 metros de la ruta nacional 60, que junto a otros compañeros habían instaurado a los fines de no dejar pasar los vehículos de las mineras que transportaran explosivos o insumos. La Justicia en aquel momento indicó que debían desistir de la maniobra, pero los protestantes hicieron caso omiso a la orden de permitir la libre circulación. Empecinado en su postura, Moreno no quiso apartarse del camino y fue alzado por los efectivos policiales y cargado en una camioneta, una imagen que circuló por varios medios nacionales. Finalmente quedó detenido junto a otros dos manifestantes y recuperó su libertad al caer la noche.

Esto le valió la invitación a medios televisivos, entre ellos a programas del canal Todo Noticias, donde argumentó sobre su lucha contra la minería como vecino tinogasteño.

Repercusión inmediata

La noticia tuvo impacto inmediato en la comunidad tinogasteña y en las asambleas ciudadanas de varias partes del país, quienes a través de las redes sociales comenzaron a honrar su memoria y lamentar lo acontecido a través de diferentes publicaciones en Facebook y Twitter, solidarizándose con su familia. Incluso la ONG ecológica internacional Greenpeace acompañó en el desconsuelo por la pérdida.

El lamento ecológista

A través de su sitio web, Greenpeace, la organización no gubernamental que defiende intereses ecológicos en todo el planeta lamentó el deceso de Darío Moreno. “Hoy, todas las asambleas ambientales del país, que luchan contra la minería a cielo abierto, lamentan su partida. Darío fue un ejemplo de la lucha ambientalista en nuestro país, y su fallecimiento nos entristece. Nuestro respeto a sus familiares, compañeros de lucha y amigos”.

Coment� la nota