Alumnos del Colegio Illia continuarán colaborando con el Programa Municipal de Alfabetización

La Secretaría de Educación de la Comuna firmó este lunes un convenio con el Colegio Nacional "Dr. Arturo Umberto Illia", en donde la dependencia municipal ratifica su compromiso de capacitar a los alumnos de ese establecimiento para desarrollar tareas en el barrio San Jorge, en el marco del Programa Municipal de Alfabetización.
"De esta manera, se constituye un grupo que toma un barrio y le dedica todo su tiempo a alfabetizar, a ayudar a la gente solidariamente a aprender a leer y a escribir, algo muy necesario para aquellas personas que todavía no lo han logrado", señaló el titular de Educación de la Comuna, Néstor Lofrano.

El funcionario remarcó la importancia de trabajar en este Programa. "Se acerca gente, pero en estos casos se sabe que cuesta -a veces- conseguir que las personas declaren su incapacidad. Cuando uno es adulto es difícil reconocer que no sabe leer o escribir, pero a veces hay que detectar y convencer a la gente de esa necesidad. Cuando alguien ve nublado y lo operan de la vista hay un ver de nuevo: eso es aprender a escribir y a reconocer las letras, un libro, hacer cálculos mínimos", expresó.

Cabe señalar que la Municipalidad cuenta con el Programa Municipal de Alfabetización, destinado a aquellas personas que no han sido escolarizadas. Entre sus objetivos se encuentra promover la erradicación del analfabetismo, articular acciones con los distintos niveles y modalidades del Sistema Educativo Municipal, Nacional y Provincial, constituir un espacio pedagógico y social propicio para el intercambio de saberes, fomentar un esfuerzo de solidaridad ciudadana y acción comunitaria, en la construcción y oferta de una opción para personas desescolarizadas y buscar alternativas que eleven la calidad de vida del ser humano.

Por su parte, el colegio "Dr. Arturo Umberto Illia" cuenta con el Proyecto Comunitario "Aprendiendo Juntos", cuya tarea principal es brindar un servicio de apoyo escolar y un espacio de juegos en barrios periféricos de la ciudad. Estas actividades aspiran a promover valores relacionados con la solidaridad, el compromiso y la participación ciudadana. Por ello se comenzó a dar una respuesta a la demanda espontánea de alfabetización que surgió de la interacción semanal con los integrantes adultos del barrio San Jorge.

En ese sentido, Lofrano puntualizó: "He escuchado a gente alfabetizada que ha reconocido una situación de absoluta nulidad -en cuanto a las posibilidades de leer y escribir- y pasar a despertar de golpe a una vida diferente. Tenemos un grupo importante de gente alfabetizada año a año y en algunos casos hemos incorporado esos centros de terminalidad primaria, que indica que ya hay gente que está en condiciones de rendir un examen para recibir su título primario, lo que le abre muchas puertas, como comenzar la secundaria o entrar a algunos trabajos".

Para el final, el Secretario de Educación buscó aclarar que "la Municipalidad no es la única que alfabetiza en la ciudad: hay muchas instituciones que están en el mismo proyecto de llegar a la gente que no ha tenido posibilidades".

"Lo que estamos armando es una buena red para ser más eficientes en la tarea y coordinar mejor la actividad de alfabetizar", concluyó.

En tanto, el vicedirector del establecimiento Carlos Rusos, manifestó que "en realidad, se viene trabajando desde hace muchos años. En ese barrio -y esto tiene que ver con la característica curricular del Illia- el colegio se involucra a través de la sensibilidad social. El alumno se compromete en el marco social de su comunidad, desarrollando valores solidarios. Esta actividad se desarrolla en día sábado, cuando los chicos podrían estar disfrutando del ocio. Ellos deciden involucrarse en esta tarea, además de los profesores, los preceptores y los padres, que están colaborando con este taller".

Rusos valoró el trabajo de los alumnos. "Se genera una mirada distinta, una mirada crítica hacia el medio social. La sensibilidad, el brindar, el darse cuenta de que justamente cuando uno se brinda la otra persona, que de pronto no tiene los recursos suficientes porque son postergados, comienza a sentirse incluida. Es importante la inclusión social que se produce a partir de este programa", finalizó.

Comentá la nota