Alto acatamiento al paro docente

La jornada de protesta dejó sin clases a más de 3 millones de alumnos. Ahora, se especula con la posibilidad de que se anuncien nuevas medidas de fuerza
Más de 3 millones de alumnos se quedaron hoy sin clases como consecuencia de un nuevo paro que realizaron los docentes del Frente Gremial de la Provincia de Buenos Aires, el segundo en menos de una semana, y los agrupados en UDOCBA.

Según fuentes sindicales, la medida tuvo un acatamiento que en las escuelas públicas bonaerenses fue "total".

Los gremios docentes advirtieron que "el conflicto se va a seguir profundizando", ante la falta de respuestas a sus reclamos salariales.

En ese sentido, el Frente Gremial, integrado por SUTEBA, FEB, UDA, AMET y SADOP (en este último caso los maestros de escuelas privadas), anunció que mañana tendrá lugar una conferencia de prensa donde, se dejó trascender, se podría anunciar nuevas medidas de fuerza.

Según un comunicado, el encuentro será en la sede central de Suteba, de Capital Federal, donde se explicarán los "próximos pasos gremiales".

En tanto, la Unión de Docentes de la Provincia (UDOCBA) confirmó hoy la realización de un nuevo paro de 48 horas para el martes y miércoles de la próxima semana.

El paro docente de hoy fue la sexta huelga programada en lo que va del año lectivo, en demanda de la reapertura de las discusiones salariales y del presupuesto para el área.

El secretario general del SUTEBA, Roberto Baradel, se mostró contrariado porque, según su opinión, "se buscó el diálogo pero lamentable hoy no tenemos respuesta".

Baradel volvió a cuestionar las políticas educativas en la Provincia, afirmó que "hay un colapso en el presupuesto" y advirtió que "cada vez va a ser peor".

En este marco, el director general de Educación provincial, Mario Oporto, admitió en las últimas horas la validez del reclamo, aunque reiteró la imposibilidad de otorgar subas en lo inmediato y se comprometió a "discutir un aumento para 2010".

Con respecto al paro, el titular del SUTEBA aseguró que "el acatamiento fue total en las escuelas públicas, y muy importante en las privadas".

"Esto tiene que hacer reflexionar a las autoridades educativas, quienes hasta ahora no han dado respuesta a la discusión del presupuesto en términos integrales. Si las respuestas van a ser lo que dijo el Ministro Oporto en el día de ayer, no solamente cierra la posibilidad de una solución, sino que abre las puertas de par en par a la profundización del conflicto", dijo.

En una conferencia que dio en la sede del gremio, Baradel advirtió que "si el gobierno de la provincia de Buenos Aires no toma el toro por las astas para discutir fuertemente el presupuesto en educación, el conflicto se puede profundizar de aquí a fin de año, pero además será mucho más complejo el inicio del ciclo lectivo 2010".

"El malestar es muy grande"

En tanto, la titular de la FEB, Mirta Petrocini, sostuvo que el paro de hoy fue "contundente" y aseguró que "el malestar de los educadores es muy grande".

A su vez, el titular de la Unión Docentes Argentinos (UDA) de la Provincia de Buenos Aires, Alfredo Conde, también se refirió al "alto acatamiento" que tuvo la protesta y dijo que "la respuesta de parte de los docentes de la Provincia es una muestra de apoyo para seguir adelante con los justos y necesarios reclamos y, llegado el caso, profundizar las medidas de fuerza, junto con el resto de los trabajadores estatales bonaerenses."

"No se puede hablar en este momento del salario del 2010 cuando aún no se han atendido las necesidades y reclamos de este año. Es necesario que el gobierno provincial interpele a la nación para que se pague de una vez la deuda del incentivo docente", señaló.

Conde explicó que "el 1 de marzo de 2009 se elevó el salario a los maestros", para luego añadir que "desde ese momento y hasta la fecha los sueldos no han sufrido ninguna modificación y habiendo padecido el deterioro real que produce la inflación".

"No es nuestra intención ver las aulas vacías pero nuestro reclamo es legítimo, las falencias en el sistema educativo dicen presente día a día, y esa realidad no puede ser postergada. Si queremos un país con un futuro deben atenderse los reclamos para con la educación".

Por su parte, el titular de UDOCBA, Miguel Díaz, anticipó que "habrá un nuevo paro de 48 horas el 10 y el 11 de noviembre" y afirmó que "el gobernador Daniel Scioli y el Director de Escuelas, Mario Oporto, cuando hablan del conflicto docente nos quieren dar la razón como a los locos, pero la plata no aparece".

"Esto demuestra que en algún sentido la gestión tiene síntomas de agotamiento y se queda sin respuestas racionales para una demanda tan sencilla como un pedido de actualización salarial", indicó.

Comentá la nota