Alperovich seleccionará los jueces subrogantes

El dictamen aprobado por los parlamentarios no prevé mecanismos de evaluación de los antecedentes ni de la trayectoria de los interesados. Para la cobertura de las vacantes, la iniciativa tampoco da prioridad a quienes cumplan funciones en la Justicia.
El legislador radical José Cano presentó un proyecto de ley que prevé la formación del Consejo Asesor para la Designaciones de Jueces Subrogantes. Este, según propuso, debería ser integrado por un vocal de la Corte Suprema, un juez designado por la Asociación de Magistrados, tres legisladores (uno por la minoría), un representante por cada una de las Facultades de Derecho y uno por cada uno de los Colegios de Abogados. El Consejo, ante cada vacante, debería elevar una terna, de la que no podría apartarse el PE. Elevaron a la Corte un proyecto diferente del que le habían presentado a Manzur

“El borrador no es la opinión de la Asociación”

“Voy a acatar lo que diga la Legislatura”

Aval para que Alperovich designe jueces subrogantes

La declaración de emergencia del Poder Judicial; la concentración en manos del Poder Ejecutivo de todas las etapas del proceso de selección de los futuros jueces subrogantes e, incluso, se deja abierta una ventana para una nueva reforma constitucional. Estos son los aspectos clave del dictamen de la comisión de Legislación General.

El despacho, emitido ayer, es hasta ahora el único punto del orden del día de la sesión que será llamada para el jueves, a las 8. Cuando los presidentes de bloque se reúnan esta tarde en Labor Parlamentaria, podrán incluir otros asuntos, aunque ninguno lo opacará.

El proyecto de base sobre el que trabajó la comisión no fue ninguno de los seis que impulsaron los parlamentarios justicialistas. Por el contrario, el dictamen se sustentó en el borrador presentado el miércoles -a título personal- por miembros de la Asociación de Magistrados y no por esta formalmente, según aclaró ayer la titular de la entidad, Marta Jerez de Rivadeneira (ver “El borrador...”). Lo llamativo es que los legisladores dejaron de lado el punto central de la iniciativa que propiciaban esos jueces: que en el momento de la cobertura temporaria de las vacantes se priorice a quienes se desempeñan en el Poder Judicial.

Del la reunión legislativa participaron los miembros oficialistas de la comisión Carolina Vargas Aignasse, Carlos Canevaro, Reinaldo Jiménez, Alfredo Quinteros y Armando Cortalezzi, y estuvo ausente el cobista Jorge Mendía. El opositor Esteban Jerez fue el único que votó en contra del proyecto, porque objeta que todo el trámite se sustancie en la órbita del Poder Ejecutivo. De este modo, llegarán dos dictámenes al recinto (el otro es de Jerez). También concurrieron Daniel Heredia y Olijela Rivas, autores de sendas iniciativas, aunque sólo el primero impulsaba un sistema estrictamente político.

¿Otra reforma?

La declaración en emergencia de los Tribunales se fundamentó en “la grave situación institucional relacionada con la cobertura de las vacantes” (sumarán 23 a partir de diciembre), y se mantendrá en ese estado hasta que se resuelva la controversia judicial sobre la integración del Consejo Asesor de la Magistratura (CAM), que permitirá designar jueces en forma definitiva.

En ese aspecto, en el artículo 7 se dispone que quien resulte designado como interino se desempeñará en el cargo hasta la asunción del magistrado titular designado por el procedimiento que “establezca la reforma de constitucional”.

De este modo, se desliza la posibilidad de una nueva reforma de la Carta Magna, por lo menos en lo relacionado con el CAM, cuya integración por decreto -como establecía el texto de 2006- fue declarada inconstitucional por la Corte Suprema de Justicia. Este pronunciamiento fue recurrido por el Gobierno y es lo que impide la selección de jueces en forma definitiva.

Según el sistema que promueve el oficialismo, en el mecanismo intervendrán sólo los poderes políticos. Se determina que, dentro de los 15 días de constatada una vacante en la Justicia, el Poder Ejecutivo llamará a inscripción de interesados en cubrirla en forma interina. Jerez se opuso convencido de que la convocatoria y la inscripción de postulantes debía realizarse en el ámbito de la Corte.

Luego del cierre de inscripción (no se precisa durante qué plazo estará abierta la convocatoria), dentro de los próximos 15 días, el PE deberá seleccionar a uno de los aspirantes y remitir su pliego a la Legislatura, que deberá evaluarlo en la primera sesión que realice. Resultará aprobado si obtiene el voto afirmativo de la mayoría absoluta de sus miembros (25 legisladores).

El proyecto nada dispone sobre los aspectos que deben tenerse en cuenta para la selección: concurso de antecedentes y oposición; valoración de trayectorias o criterios de evaluación profesional y ética que deban aplicarse. Tampoco establece qué dependencia del Estado estará a cargo del trámite administrativo, aunque se descuenta que recaerá en el Ministerio de Gobierno, Educación y Justicia. Estos puntos serán determinados por el PE cuando reglamente la ley por decreto.

El nombramiento de un juez, camarista, defensor oficial o fiscal subrogante se concretará en los supuestos de muerte, renuncia, destitución o designación interina del titular del despacho en otro cargo del Poder Judicial. Para cubrir la vacante en cuestión, los interesados deberán reunir las mismas condiciones previstas por la Constitución para ser magistrado en propiedad.

Expresamente, frente a la posibilidad de que, ante una vacante, se inscriban funcionarios y empleados judiciales, la iniciativa prevé los años de desempeño del cargo de relator judicial en los tribunales para el cómputo de la antigüedad en el ejercicio profesional o en la judicatura, que establece la Constitución. Pero no se establece que tendrán prioridad para la designación interina por el mero hecho de prestar servicios en el Poder Judicial.

Durante el interinato, el designado gozará de las facultades y prerrogativas (incluso salariales) de un titular, y podrá pedir licencia -sin goce de sueldo- en el cargo que desempeña en el Estado provincial.

Comentá la nota