Alperovich dijo que“es una locura”pensar en una intervención

Con esas palabras, el Gobernador desestimó las amenazas de la UCR y también las advertencias del legislador Regino Amado sobre una eventual intervención a la Justicia.

"Sería una locura". Con esas palabras, el gobernador José Alperovich desechó ayer las especulaciones en torno a una posible intervención federal en Tucumán, como consecuencia del grave conflicto generado en la Justicia por las discusiones y planteos sobre el mecanismo puesto en marcha para la cobertura de vacantes en ese poder.

Consultado sobre las advertencias formuladas la semana pasada por el vicepresidente primero de la Legislatura (entonces al frente del PE), Regino Amado, quien dijo que el planteo que pretende impulsar el Colegio de Abogados de Tucumán (CAT) contra la Ley de Subrogancias podría derivar en una intervención federal a la Justicia local, el Primer mandatario aseguró: "No hay ningún motivo para plantear la intervención, sería una locura".

"Preservar la democracia"

Tras recordar que está en plena vigencia la norma sancionada por la Legislatura con el proceso de inscripción de postulantes a cubrir los 31 juzgados vacantes en el Poder Judicial, Alperovich abogó por la necesidad de "preservar el sistema democrático. Ninguna intervención es buena para nada, yo estoy en contra de eso. El gobernador de la provincia les dice que estoy en desacuerdo con cualquier intervención", recalcó, ante las insistentes preguntas de la prensa en torno a la posible aplicación del "remedio" federal.

Respecto a la posibilidad de que la impugnación que presentaría esta semana el CAT contra el la polémica norma, que habilita al PE a decidir los nombres de postulantes a cubrir vacantes en la Justicia para que la Legislatura preste su acuerdo, pueda paralizar el proceso puesto en marcha para la designación de jueces interinos, Alperovich señaló: "Vamos a acatar lo que diga la Justicia, somos respetuosos de lo que diga la Justicia".

Cando se le preguntó puntualmente sobre las amenazas del radicalismo, que a través del legislador provincial José Cano y el senador nacional Gerardo Morales, estudia presentar una iniciativa en el Congreso para solicitar la intervención federal a los tres poderes del Estado tucumano, el Gobernador reiteró: "Sería una locura".

Además, consideró que "todos tenemos que hacer lo necesario para que la provincia siga funcionando bien y para nada tenemos que precisar la intervención. No tengo dudas que la Corte Suprema, el Poder Ejecutivo y el Poder Ejecutivo debemos trabajar para que haya un normal desarrollo de los tres poderes", subrayó.

Tal como adelantó EL SIGLO en su edición de ayer, la UCR pretende reclamar la intervención federal a la provincia, no sólo a partir de la situación generada en la Justicia, sino también por lo que consideran "una grave crisis institucional debido al permanente avasallamiento del Ejecutivo sobre los otros dos poderes del Estado", según precisó el legislador Cano.

De Mitri pide una rápida salida

El ministro fiscal de la Corte Suprema de Justicia, Luis De Mitri, fue consultado ayer por los periodistas respecto al mecanismo puesto en marcha la semana pasada para la cobertura de 31 juzgados vacantes y que se encamina a una segura judicialización. "Había que sacar esta Ley y surgieron críticas, con amenazas de judicializar el tema. Eventualmente me tocará intervenir en esta situación, pero lo que sí estimo como titular del Ministerio Público es que es fundamental que se defina, de una vez por todas, una ley que asegure la cobertura de los cargos vacantes en el Poder Judicial para garantizar la administración de justicia", reclamó el magistado.

Además, no se mostró en desacuerdo con la posibildiad de que se introduzcan algunas modificaciones al sistema, a los fines de evitar que termine en una situación más conflcitiva. "Hay otros proyectos que se pueden consensuar para modificar los alcances del mecanismo puesto en marcha, siempre es posible mejorar en los puntos que sean cuestionados", recalcó.

Consultado sobre las críticas de algunos sectores que consideran que la norma vulnera la independencia del Poder Judicial, De Mitri aclaró: "Creo que es apresurado hacer ese tipo de análisis, cuando todavía no se conoce los nombres que propondrá el PE". Además, recordó que el sistema que regía antes de que se trabe la integración del Consejo Asesor de la Magistratura (CAM) incorporado a la Carta Magna de 2006 "era el mismo que ahora", en el cual el PE propone los candidatos a jueces para que la Legislatura luego preste su acuerdo.

Comentá la nota