Allanan otro desarmadero ilegal y secuestran costosa camioneta

El allanamiento se realizó ayer a la madrugada. Hay un pedido de detención vigente.
Un allanamiento realizado ayer a la madrugada por el personal de las divisiones Sustracción de Automotores e Inteligencia Criminal de la Policía de la Provincia, desmanteló un presunto desarmadero clandestino y se recuperó una costosa camioneta Ford Ranger doble cabina, totalmente desmantelada, además de una gran cantidad de autopartes, la mayor parte de ellas para ese tipo de vehículos. La investigación está a cargo de la fiscal de instrucción Alicia Elizabeth Cabanillas, quien emitió una orden de detención para un sospechoso en el marco de esta causa.

Así fue confirmado por la dirección de Relaciones Institucionales de la Policía, desde donde se detalló que el allanamiento fue el corolario de una investigación realizada por las dos áreas dependientes de la Dirección de Investigaciones en las últimas semanas.

Alrededor de las 5 de la mañana, los uniformados ingresaron al domicilio ubicado en el corazón del barrio Don Félix, donde no se encontró a los moradores. Con la orden de allanamiento emitida por el juzgado de Garantías Nº 3, a cargo del juez Ramón Porfirio Acuña, a solicitud de la fiscal Cabanillas, los investigadores ingresaron en la vivienda. En el garaje fue hallada una camioneta Ford Ranger doble cabina gris y dominio DXW 417 que tenía pedido de secuestro de otra jurisdicción, que estaba totalmente desarmada, al punto tal que estaba separada la cabina del chasis y la caja. Además, en la vivienda estaban acopiados alrededor de 40 radiadores, 30 cajas de cambio, 8 ruedas armadas, butacas y paneles del interior, paragolpes, una gran cantidad de accesorios y autopartes para Ranger.

Por ello, se intenta ahora determinar de dónde procedían esas autopartes, y si podrían pertenecer a otras camionetas robadas.

Según las fuentes policiales, se pudo saber que las camionetas había sido robadas en la provincia de Córdoba durante febrero y tenían pedido de captura emitido por el juzgado de instrucción Nº 2 de Córdoba.

La investigación la llevó a cabo personal de calle que en las últimas semanas logró individualizar el domicilio donde se encontraba el vehículo desmantelado. Ahora, los investigadores tratan de determinar si existe conexión entre este desarmadero y los desbaratados desde el pasado 11 de septiembre, cuando en ocho allanamientos simultáneos se logró secuestrar 22 automotores sustraídos en distintas jurisdicciones. En el marco de esa causa fueron imputadas dos personas como supuestos partícipes de una asociación ilícita dedicada a desmantelar y adulterar números de motor y chasis, para luego sacar las autopartes o los vehículos completos y comercializarlos fuera de la provincia.

Otro allanamiento, que también estaría vinculado con la misma banda, se realizó en una finca ubicada a 20 kilómetros de la localidad de Esquiú -La Paz- el pasado viernes. Allí se encontraron dos vehículos, uno de ellos adulterado y otro con pedido de secuestro de la provincia de Tucumán.

Por esa causa, el fiscal Roberto Mazzucco detuvo a un sospechoso que será indagado en los próximos días por "encubrimiento".

Comentá la nota