Algunas diferencias del proyecto alternativo

Entre las diferencias que mantienen el proyecto vecinalista con el presentado recientemente por Acción Comunal, la más significativa y quizás la que haga que no puedan unificarse criterios para aprobar algo consensuado, tiene que ver con el registro de oposición.
Por caso, en uno de sus artículos, el proyecto de Acción Comunal cita que en virtud de las condiciones de financiamiento conocidas y las excepcionales características que ha tenido el inicio de la ejecución de la obra, "dispónese el recupero parcial del monto de la obra condicionado a la aprobación del mismo por la mayoría (más de la mitad) de los contribuyentes frentistas afectados, de acuerdo con las disposiciones que se establecen en los artículos siguientes".

Y seguidamente se manifiesta que el registro de oposición al recupero parcial dispuesto deberá cumplir con los siguientes requisitos: "Deberá estar disponible en la Subdirección de Fiscalización de la Secretaría de Hacienda, sita en el Palacio Municipal, en el horario de 7 a 14 durante diez (10) días hábiles. El Departamento Ejecutivo deberá dar suficiente publicidad a la apertura del registro y sus condiciones por los medios de prensa de la ciudad. Deberá informarse del precio a cobrar y las condiciones de pago, así como las cuadras afectadas".

Concretamente, que se plantee un registro de oposición al recupero de obra no es más que abrir la posibilidad de oponerse al pago, algo a lo que obviamente todo vecino va a adherir, y que incluso ya lo ha hecho público.

Asimismo se propone que con la primera boleta de servicios urbanos, posterior a la promulgación de la presente ordenanza, el Departamento Ejecutivo deberá remitir una comunicación en la que se informe que por ordenanza "se ha dispuesto la realización de la obra de recuperación de pavimentos que afecta a este inmueble de su propiedad. Asimismo, dicha obra tendrá un recupero parcial de su costo a través de una contribución por mejoras sólo si la mayoría de los vecinos frentistas involucrados lo estima pertinente".

Y lo deja bien en claro de qué se trata cuando luego la propuesta de este proyecto es que también se le informe al vecino que si "está en desacuerdo con el cobro de la obra, deberá concurrir a la Municipalidad de Tres Arroyos durante los diez días hábiles" posteriores a la fecha de apertura del registro de oposición al recupero parcial, "a fin de manifestar su disconformidad".

Y que en caso de "no concurrencia", se considerará que el frentista "está de acuerdo con el pago de la contribución por mejoras correspondiente al recupero parcial".

Después se dan a conocer valores y formas de pago que no difieren en el fondo con lo que ha planteado el vecinalismo, y otras cuestiones como que los fondos del recupero "serán destinados a la realización y reparación de obras que disponga anualmente el Concejo Deliberante en oportunidad de aprobar el Presupuesto Anual de Gastos y Cálculo de Recursos, o mediante instancias de presupuesto participativo", por lo que no sería el Ejecutivo quien las implemente.

Comentá la nota