Alemania con un déficit fiscal récord

La principal economía de Europa, Alemania, comienza a pagar el costo de la crisis financiera. El futuro ministro de Finanzas de Alemania, Wolfgang Schäuble, afirmó que el país se enfrenta a una "deuda exorbitante" derivada de los programas de estimulación económica puestos en marcha para resucitar la economía.
En una entrevista con el diario Welt am Sonntag, Schäuble afirma que es una "utopía" pensar que el gobierno conseguirá equilibrio fiscal en los próximos cuatro años, aunque no alude a cifras concretas.

El hasta ahora ministro del Interior asegura que el endeudamiento alemán es actualmente "el más alto" de la historia de la República Federal de Alemania.

En su opinión, no se puede empezar a estudiar la puesta en marcha de un programa de reducción de deuda o de control de gasto hasta que se dé por concluida la crisis económica.

"Y cuándo será eso, no lo puede decir nadie", añade.

Según los cálculos de los expertos, Alemania tendrá este año un déficit del 4% del PBI, un punto por encima de lo permitido por el Pacto de Estabilidad europeo, y se espera que en 2010 el déficit llegue al 6% del PBI.

Se espera que los estados federados, los municipios y el Estado federal tengan, entre 2009 y 2013, que contraer deudas cercanas a los 510.000 millones de euros.

El pacto de coalición presentado ayer por la Unión Cristianodemócrata (CDU); su ala bávara, la Unión Socialcristiana (CSU), y el Partido Liberal (FDP) otorga a Schäuble la cartera de Finanzas, tras ocupar el Ministerio del Interior en el último gobierno de la canciller Angela Merkel.

"No expresé ningún deseo personal, sino que la canciller me preguntó si estaba listo para asumir el Ministerio de Finanzas", explica.

Pese a la crisis y al desafío que su nuevo puesto supone, Schäuble sostiene que es también la "expresión de una confianza extraordinaria".

El pacto de coalición será votado hoy por los liberales, en un congreso, mientras que la CSU y la CDU lo someterán a votación mañana.

Comentá la nota