Ahorristas renuevan plazos fijos (con tasas de hasta 20%)

Las altas tasas en las últimas 48 horas sirvieron para contener en gran parte el traspaso al dólar.

BCRA compró más para reservas. Cerró a $ 3,33.

Igual siguen trabas a empresas. Pocos negocios. Bolsa se recuperó de caída, pero no los bonos. Por: Luis Beldi

El mercado cambiario sigue reducido. No están los que hacían «contado con liquidación» para fugar divisas, pero tampoco los que quieren comprar dólares y temen a las presiones oficiales aunque puedan justificar el origen de sus fondos. Los bancos, aunque oficialmente no se admita, deben informar sobre operaciones por más de u$s 50 mil. Comprar los u$s 2 millones mensuales a los que tienen derecho personas o empresas que puedan demostrar el origen de los fondos, es un trámite agotador.

La entidad que preside Martín Redrado maneja el mercado como el director técnico de un equipo de fútbol que va ganando por la mínima diferencia y retiene la pelota para ganar tiempo. «Son días de abstinencia de dólares», es una de las frases que más se escuchan en el Central, para justificar las trabas a los compradores.

Si bien hay empresas que están girando divisas, como Repsol YPF que el miércoles adquiriócasi u$s 160 millones para pagar dividendos al exterior o una fábrica de camiones que giró u$s 13 millones para saldar importaciones, además de otras que anticipan pagos de compras al exterior, el mercado no está trabajando a pleno. Cada dólar está supervisado. Guillermo Moreno dejó su huella.

Plazos fijos

Por eso en el mercado marginal, la divisa se negocia a $ 3,46 y en el «contado con liqui» a $ 3,95. El público, ajeno a lo que sucede con los inversores grandes, se mantiene fiel al dólar. Sigue demandando las divisas, pero en menor medida. Se están renovando igual más plazos fijos.

Los rumores, aunque absurdos, prenden porque el gobierno ha dado señales de que puede ir más allá en lo que hace a cambiar las reglas del juego. En estas circunstancias lo que está haciendo la gente es defenderse de las confiscaciones oficiales.

Apoderarse de los aportes jubilatorios en las AFJP, es una confiscación que impulsa a refugiarse en dólares y a prepararse para presentar los recursos de amparo contra la ley una vez que sea aprobada. En este marco de mercado tímido, el Banco Central volvió a ser comprador de dólares y permitió que la divisa suba un centavo a $ 3,33 para la venta en las casas de cambio.

En el Forex-MAE, el principal mercado mayorista, el dólar cerró a $ 3,3130 y quedó vendedor para hoy. En realidad los únicos que liquidan divisas son los exportadores y no lo hacen con fluidez. Los negocios en el Forex-MAE, que hasta hace poco superaban los u$s 500 millones diarios, ayer fueron de u$s 180 millones. En tanto, las operaciones en el MEC, la plaza de los corredores de cambio que está relacionada con la venta minorista, son las que menos sufrieron las directivas del Banco Central. Ayer operaron u$s 157 millones.

El Central compró más de u$s 50 millones y elevó las reservas a u$s 45.566 millones. También intervino en el mercado de futuros donde vendió contratos por u$s 60 millones. En el OCT-MAE, el dólar mezcló alzas y bajas de acuerdo con el plazo que se trate. Para fin de mes subió 0,27% al cerrar a $ 3,33 y para fin de año, 0,22% a $ 3,3951. En cambio, bajó 0,67% a fin de enero.

Para hoy no se espera que cambie la tendencia. El Banco Central consiguió enviar la señal de que el dólar va a estar tranquilo. Los inversores grandes aprovechan para volver al plazo fijo; los ahorristas renuevan plazos fijos y algunos van al dólar.

Comentá la nota