Ahora quieren hacer una cancha de golf en el medio del hipódromo

Ahora quieren hacer una cancha de golf en el medio del hipódromo
La Municipalidad trabaja en los últimos detalles del proyecto para la renovación y relanzamiento del hipódromo del parque Independencia. "La idea es tener todo listo durante el primer semestre del año y a partir de allí comenzar con el proceso de licitación", anunció la secretaria de la Producción y Desarrollo Local, Clara García. La iniciativa contempla la recuperación del antiguo edificio, la instalación de locales gastronómicos y comerciales, y hasta la puesta en funcionamiento de un driving golf —una especie de mini-golf— en el óvalo central de la pista.
García aclaró que los proyectos no amenazan las actividades del hipódromo ni las del Instituto Superior de Educación Física Nº 11 (Isef). "De ninguna manera se pone en juego esa convivencia, sobre todo porque ambas instituciones vienen extremando los cuidados que se requieren para que no haya inconvenientes, y así va a continuar", aseguró (ver aparte).

Proyecto. La renovación del espacio se llevará adelante a través de tres proyectos de concesión diferentes, aunque todos forman parte de una iniciativa global.

Una de las propuestas es la recuperación de la ex tribuna de socios, un edificio histórico de alto valor arquitectónico que se comenzó a construir en 1928 de acuerdo al proyecto realizado por los arquitectos Durand, Van Wyck y Ocampo.

"La idea en ese lugar es no sólo recuperar ese edificio, que tiene una arquitectura fantástica y además es de valor patrimonial, sino instalar allí una propuesta gastronómica", indicó la funcionaria.

Sin embargo, no será la única. También en la tribuna de profesionales, que se levantó a partir de 1972, se instalaría un área gastronómica, aunque a diferencia de la anterior ésta funcionaría los días en que el hipódromo tenga actividad hípica.

Todo esto, de acuerdo a los detalles de la secretaria de la Producción, iría acompañado de trabajos de recuperación de los espacios verdes que circundan la pista central, la reposición de bancos y el mejoramiento de la iluminación.

Relanzamiento. Además de poner en valor el histórico edificio, las remodelaciones también se proponen relanzar las actividades hípicas en Rosario. En ese sentido, el predio cuenta con tres pistas de arena, dos de las cuales se utilizan exclusivamente para el entrenamiento y vareo de caballos. A eso se suma la pista principal, que se extiende en 2.300 metros y permite la participación de 20 competidores.

Actualmente, según detalló García, en el hipódromo se realizan dos carreras mensuales, además de las fechas especiales que son tradicionales.

"A partir de esta inversión, la idea es sumar más actividad hípica a la ciudad y dotarla de una alternativa diferente de atractivos turísticos", aseguró la funcionaria, quien además destacó que "en la actualidad hay 600 caballos de carrera pura sangre en el hipódromo y representan trabajo para 900 familias que se dedican a la crianza, la doma y el entrenamiento".

Para sumar atractivos, a los locales gastronómicos se agregarán también comercios temáticos, como talabarterías, venta de indumentaria, librería y locales vinculados a la temática del turf.

Variado menú. Sin embargo, la hípica no será la única actividad que la Municipalidad quiere que se realice en ese predio.

Entre las ideas que se evalúan está la de concesionar en el óvalo central de la pista un driving golf, que sería una cancha de golf de menores dimensiones donde se pueden tomar clases y realizar entrenamiento.

"No se trata de una cancha completa, pero es un espacio que está instalado en muchos países y que permite a quienes practican este deporte tomar clases o entrenar contando con todas las disposiciones técnicas necesarias", explicó García y destacó que "en Rosario hay dos mil jugadores de golf con handicap, lo que permite entrever que es una actividad muy buscada".

Comentá la nota