Ahora, los gremios docentes los que exigen mejoras salarial

El Frente Gremial Docente que integran ATEP, APEM y AMET exige una recomposición en el salario básico y la reglamentación de la Ley de Titularización. La próxima semana reiterarán el reclamo al ministro de Gobierno, Edmundo Jiménez. El gremio de los educadores privados, SADOP, también espera respuestas.
¡Que pase el que sigue! Los reclamos sindicales no le dan tregua al Gobierno provincial. Tras lidiar con los autoconvocados de la salud, primero, y los gremios estatales, después, desde la próxima semana el Poder Ejecutivo deberá soportar el asedio de los sindicatos del sector docente.

Si bien el año lectivo está prácticamente concluido (el miércoles terminan las clases), minimizando la posibilidad de un conflicto, las mejoras otorgadas a la salud y a los empleados de la administración pública adelantaron una discusión que, generalmente, recién comienza a tomar forma en febrero, antes del inicio del ciclo lectivo.

El Frente de Gremios Docentes (FGD) integrado por ATEP, AMET (técnicos) y APEM (medios) reclama una recomposición salarial en el básico antes de que finalice el año, planteo que será reiterado la próxima semana, cuando tienen previsto reunirse con el ministro de Gobierno, Edmundo Jiménez.

"Reclamamos un incremento al básico y también estamos exigiendo que se reglamente la ley de Titularización, para permitir que se realicen los movimientos previstos por el Estatuto del Docente", adelantó David Toledo, secretario adjunto de ATEP. El dirigente dijo a EL SIGLO que también reclamarán "el cumplimiento del acta acuerdo firmada en marzo pasado con el Gobierno, que dice que a partir del 1 de enero de 2010 se procederá al blanqueo del 20 por ciento de los sueldos docentes, que antes se cancelaban con tickets Proms".

Agregó que también reiterarán el planteo "para que se restituya el 20 por ciento del Estado Docente".

Preso de sus palabras

Toledo recordó que el gobernador José Alperovich, en pleno conflicto de la sanidad, "dijo que si les daba un aumento a los médicos también tenía que otorgárselo a los demás sectores. Esperamos que el Gobernador cumpla con ese compromiso, sobre todo porque creemos que no pueda haber hijos y entenados", disparó.

El sindicalista sostuvo que "el sector docente necesita muchas reivindicaciones y, al margen de los 250 pesos por única vez acordado con el resto de la administración pública, por el deterioro que viene sufriendo el salario, tiene que haber una recomposición en el básico". Finalmente, el secretario adjunto de ATEP admitió que "con estos reclamos estamos anticipándonos a la discusión paritaria nacional, porque es necesario comenzar a analizar las necesidades de la docencia en Tucumán".

Por su parte, la titular de APEM, Isabel Ruíz, sostuvo que "la Provincia está en condiciones de comenzar a mejorar el básico, con un blanqueo de las sumas en negro y devolviendo el 20 por ciento del Estado Docente, que desde años no se viene aplicando".

Además, dijo que "así como se dispuso para el resto de los estatales el pago del medio aguinaldo calculado sobre el salario bruto, también se debería contemplar esa medida para la docencia, que tiene muchas sumas fijas".

Ruíz dijo que "si bien es cierto que seguramente en febrero habrá paritarias, es necesario que haya una respuesta inmediata a las necesidades de los docentes, máximo teniendo en cuenta que se otorgaron aumentos a los demás estatales. La inflación sigue creciendo, el costo de vida se está disparando por las nubes y es necesario recuperar los salarios", enfatizó, a la hora de justificar los planteos del sector.

"No más sumas en negro"

En tanto, Edgardo Bessone, secretario general de AMET, dijo que "el FGD no está dispuesto a seguir aceptando cifras en negro, sino que reclama una verdadera recomposición salarial".

En este sentido, dijo que "para los docentes, lograr el reintegro del 20 por ciento del Estado Docente, para llegar al 50 por ciento, es mucho más importante que alguna ayuda social por única vez, como se dispuso para los demás estatales, porque permitirá recuperar el básico de los docentes".

Bessone adelantó a este diario que también plantearán la necesidad de que "se siga pagando el aumento de 250 pesos, que se acordó a principios de 2009 en la Nación y que vence el 31 de diciembre, hasta marzo, cuando se realicen las paritarias. Además, vamos a exigir el pago del aguinaldo calculado sobre el salario bruto, incluyendo todas las sumas no remunerativas que integran los haberes docentes, como se otorgó al resto de la administración pública", añadió.

Consultado sobre la posibilidad de que el Gobierno ofrezca hacer extensivo al sector docente el pago de la suma fija por única vez acordada el viernes con los gremios estatales, Bessone fue terminante: "Los 250 pesos por única vez son una miseria y una dádiva que no vamos a aceptar", lanzó.

UDT reclama $500 por única vez

La Unión de Docentes Tucumanos (UDT) está a la espera de una respuesta del Gobierno respecto al petitorio presentado hace dos semanas solicitando el pago una ayuda social de 500 pesos, por única vez, antes de fin de año, para el sector. "Esto sería un importante paliativo, porque permitiría a los docentes absorber el impacto que significó el encarecimiento del costo de vida y el aumento en los servicios de los últimos seis meses, que minaron el poder adquisitivo de los trabajadores", argumentó Carlos Arnedo, secretario general de la UDT, en diálogo con EL SIGLO.

Además, el dirigente recordó que ese gremio "desde hace un mes y medio viene planteando el reclamo de un aumento en el básico, el blanqueo de las sumas en negro y el incremento de los haberes por zona y escalafón para mejorar los ingresos docentes".

El sector privado también reclama

El Sindicato Argentino de Docentes Privados (SADOP) también exigirá a las autoridades una mejora salarial antes de fin de año.

"Vamos a reclamar al Gobierno provincial que establezca un aumento de emergencia o que por lo menos se otorgue a los docentes la suma fija de $250 por única vez acordada con los gremios estatales", dijo a EL SIGLO la titular de SADOP, Teresa de Ramayo. La dirigente informó que solicitaron una audiencia, que podría concretarse la próxima semana, con el ministro de Economía, Jorge Jiménez, "para solicitar que se cumpla con el pago de las diferencias por asignaciones familiares que están pendientes desde 2008 y se cancele la ayuda solidaria de 300 pesos otorgada en diciembre de 2008 a los docentes públicos y que recién se pagarían a fin de mes, es decir un año después, a los educadores privados".

Comentá la nota