Ahora cortarán la luz cinco minutos para advertir que se baje el consumo

El ministro de Aguas, Servicios Públicos y Medio Ambiente, Antonio Ciancio, adelantó ayer que la Empresa Provincial de la Energía (EPE) realizará cortes de advertencia de cinco minutos en sectores donde se detecte un elevado consumo de luz. Al recibir el apagón de alerta, cada vecino deberá desenchufar algún aparato eléctrico o apagar luces. Si con esto el consumo de la zona no baja, entonces se cortará la luz durante al menos dos horas y dejará a oscuras a un radio de entre 10 y 40 manzanas.
En los próximos días se hará una prueba piloto y la idea es que esta insólita medida funcione a pleno este verano en el macrocentro y Echesortu.

   El sorprendente anuncio llegó en el marco de la inauguración de obras de saneamiento en La Florida. Sin anestesia, Ciancio destacó que la EPE empezará a dejar sin luz a quienes más consuman y habrá un previo aviso: un corte de cinco minutos.

   Si bien instantes después el titular de la EPE, Daniel Cantalejo, intentó poner paños fríos y explicó que la cuestión "está en análisis técnico", el gerente de Relaciones Institucionales de la empresa, Raúl Stival, confirmó que la medida "se aplicará este verano".

   Stival aclaró que por el momento sólo se aplicaría en algunas zonas de la ciudad donde se registra mayor demanda, como el macrocentro y barrio Echesortu. Y señaló que la "advertencia" surgió tras el pedido de comerciantes de esas zonas, que se acercaron a la empresa para solicitar que se les avisara con antelación que se les cortará el suministro para intentar bajar el consumo y evitar así un apagón más prolongado.

   Desde la empresa indicaron que además de los cortes de alerta, se barajan otras alternativas con el objetivo de disminuir el consumo y así evitar los apagones en una ciudad donde la temperatura aumenta día a día. Y apelaron a la necesidad de que los rosarinos tomen conciencia de que si no se disminuye el consumo, no se terminarán los cortes.

Bajar el consumo. Desde la EPE comunicaron que la única idea de esta medida es "disminuir de alguna manera el consumo". Y Stival destacó que el objetivo es que en el verano se aplique en el macrocentro y Echesortu.

   Asimismo, el funcionario aclaró que "no siempre hay sobredemanda, y por lo tanto los cortes no serán todos los días". Y explicó que "cuando la empresa advierta que algún cable está colapsado, enviará una señal eléctrica (el corte de cinco minutos) para alertar a los vecinos. Cuando esto suceda, deberán ser solidarios y apagar algún aparato, sobre todo de aire acondicionado, que es lo que más consume", detalló.

   Así, si en una casa o en un local comercial hay cuatro acondicionadores de aire, habrá que desenchufar dos o bajar las luces luego del corte de cinco minutos para que disminuya el consumo. Si cuando vuelve la luz no se toman estas medidas y el consumo sigue siendo elevado, entonces llegará el apagón más prolongado, de hasta al menos dos horas.

   Según destacó la empresa, el pico de demanda se registra a partir de las 14, baja a las 16, y luego vuelve a subir a partir de las 18, para mantenerse así hasta las 23.

Zona piloto. La idea es que la semana próxima comiencen a realizarse las pruebas piloto, luego de que la EPE anuncie oficialmente las medidas que adoptará este verano para disminuir los cortes de luz. Según deslizaron algunas fuentes, el lugar en el que se realizarán las primeras experiencias será el barrio Echesortu.

   Allí se evaluará la demanda y el estado de flujo eléctrico de los cables de media tensión. Cuando estén al 90 por ciento de su capacidad, se realizará el corte de cinco minutos que funcionará como alerta.

   Especialistas de la EPE explicaron que la quema de un cable de baja tensión a raíz de un exceso de consumo supone más de 4 ó 5 horas de trabajo para repararlo, y si el cable es subterráneo hay que romper la vereda, lo que dificulta aún más la tarea.

   Por el momento, la medida se presenta cuanto menos curiosa, y en el macrocentro y Echesortu los vecinos deberán acostumbrarse a los cortes de alerta.

Comentá la nota